Archivo para enero 2013

Un segundo Sol…..   Leave a comment

22 enero 2013

En esta nueva imagen del observatorio espacial Herschel de la ESA, pueden verse múltiples arcos en torno a Betelgeuse, la estrella supergigante roja más cercana a la Tierra. La estrella y su escudo en forma de arco podrían chocar con un impresionante “muro” de polvo en 5.000 años.

Betelgeuse cabalga a lomos de la constelación de Orión, el Cazador. Puede verse fácilmente a simple vista en el cielo nocturno invernal del hemisferio norte, como una estrella rojiza por encima y a la izquierda del conocido cinturón de Orión, formado por tres estrellas,es la Estrella Alfa de la Constelación.

Betelgeuse tiene casi 1.000 veces el diámetro de nuestro Sol y un brillo 100.000 veces superior, pero estas impresionantes cifras tienen un precio: Quizas haya estallado ya, o este a punto de hacerlo…

La nueva imagen de Herschel, obtenida en el rango del infrarrojo lejano, muestra cómo los vientos de la estrella chocan con el medio interestelar circundante, creando una onda de choque  a medida que la estrella se mueve por el espacio a una velocidad de unos 30 km/s.

Los arcos son probablemente partículas de polvo a 40-140 K de temperatura emitidos por la estrella en distintos episodios de actividad, de ahí su compleja estructura. El polvo es invisible para los telescopios ópticos terrestres, pero como el polvo emite en infrarrojo, Herschel puede detectarlo claramente. El que una estrella emita granos de polvo puede parecer un poco extraño -al fin y al cabo el Sol no lo hace-, pero no olvidemos que estamos hablando de un astro cuyas capas exteriores son mucho más frías que la de nuestra estrella, lo que permite la condensación de estas partículas. Puesto que Betelgeuse se mueve con respecto al medio interestelar, podemos ver cómo deja tras de sí una onda de choque no simétrica, cual estela creada por una lancha motora en un lago. La naturaleza de la estructura horizontal que aparece en la imagen no está clara, pero podría ser parte del medio interestelar, iluminado por la propia Betelgeuse.

La serie de arcos rotos y polvorientos en la dirección de movimiento de la estrella nos habla de una turbulenta historia de pérdida de masa.

Más cerca de la estrella, una capa interior de material muestra una pronunciada estructura asimétrica. Enormes glóbulos convectivos que se encuentran en las partes externas de la atmósfera de la estrella, pueden haber resultado en grumosas eyecciones de restos de polvo localizadas, producidas en diferentes etapas del pasado.

Más allá de la estrella, tras los arcos polvorientos, también puede verse una fascinante estructura lineal. Mientras que algunas teorías iniciales proponían que esta barra era resultado del material eyectado durante una etapa anterior de la evolución de la estrella, el análisis de esta nueva imagen sugiere que, o bien se trata de un filamento lineal ligado al campo magnético de la galaxia, o bien es el borde de una nube interestelar cercana iluminada por Betelgeuse.

La estrella supergigante roja Betelgeuse,  ha menguado en los últimos 15 años, sin que los científicos sepan muy bien por qué, según investigadores de la universidad estadounidense de Berkeley.

El seguimiento realizado a la estrella durante 15 años con el interferómetro espacial infrarrojo (ISI) que Berkeley tiene sobre el monte Wilson en el sur de California indica que Betelgeuse, que es tan grande que en nuestro sistema solar se extendería hasta la órbita de Júpiter, ha sufrido una reducción del 15% en su diámetro desde 1993.

A pesar de décadas de observación con todo tipo de instrumentos, nadie sabe qué masa tiene Betelgeuse exactamente -una cifra fundamental para determinar su vida-, aunque se estima entre diez y veinte veces la solar. Por suerte, conocemos mejor su edad: unos 10-12 millones de años, una eternidad para una estrella tan grande. Las imágenes tomadas por telescopios terrestres nos muestran una estructura interna formada por capas irregulares aún más compleja que la observada por Herschel en las capas externas, de ahí que esta estrella sea todo un desafío para los científicos teóricos. La formación de ondas de choque en el medio interestelar por parte de Betelgeuse es un fenómeno estrechamente ligado a los procesos de pérdida de masa de las estrellas supergigantes. Si queremos saber cuándo explotará, o si ha explotado ya, Betelgeuse como supernova, no nos queda más remedio que desenmarañar los misterios de su intrincada estructura

 
Betelgeuse
 
Orbita que ocuparia en el Sistema Solar.
 
 
 

Imágenes de la supergigante roja Betelgeuse.

Imágenes de la supergigante roja Betelgeuse. La imagen izquierda es la primera fotografía de esta estrella obtenida por el Telescopio Espacial Hubble en 1995. La imagen central, capturada en 2009 desde Tierra muestra una estructura diferente con penacho de material escapando de la estrella. La imagen de la derecha, de la que se ha eliminado la estrella central y que aparece reducida en escala en esta imagen, muestra una nebulosa extendida de material expulsado de Betelgeuse en 2013 donde se discierne que ha empezado la fase de estallido.

 
http:// 
 
 
De aqui a mil años maximo, aparecera en los cielos, un segundo Sol, cualquier dia….
 

Cuando lo haga, seguramente presenciaremos uno de los espectáculos de luz más impresionantes que hayamos visto jamás. 

Aunque está a 640 años luz, la supernova Betelgeuse será tan brillante que las noches, se haran dias durante varias semanas, veremos un sol extra, si bien más pequeño, en el cielo diurno.

Es increíble saber que aunque esta explosión (una de las más grandes que puede soportar el universo) iluminará nuestro cielo a más de 6.000 trillones de kilómetros de distancia, el 99% de la energía liberada será en forma de neutrinos.

La Súpernova Betelgeuse primero bañará la Tierra con estas partículas subatómicas de carga neutra que no nos afectarán, luego percibiremos la luz de la explosión.

Por fortuna la Tierra está muy lejos para recibir una onda de choque mortal, el calor y la radiación de esta explosión cósmica, creemos.

 
 
 
 
 
Datos Aproximados de Betelgeuse.
Tamaño conparativo con otras estrellas y el Sol, que apenas es apreciable.
 
 
 

Betelgeuse, también llamada α Orionis o HIP 27989, es una brillante Supergigante roja en la constelación de Orión. Es la novena estrella más brillante en el cielo, y es un objeto intrínsecamente grande y luminoso, por tratarse de una supergigante roja. El color característico de esta estrella proviene de las bajas temperaturas de su superficie (unos 3000 K). El estado evolutivo de la estrella es avanzado: ha pasado ya la etapa más importante de su vida, la secuencia principal, agotado ya el combustible en su núcleo que le proporcionaba energía (por fusión del hidrógeno),y esta consumiendo Carbono en su fase critica, después de lo cual aumentó su tamaño hasta las enormes dimensiones actuales. Sus variaciones de luminosidad son propias de su presente como estrella gigante.

Betelgeuse es una estrella supergigante, razón por la cual su brillo es tan elevado a pesar de tener una temperatura superficial relativamente baja. A pesar de ser la estrella α de Orión, no es la más brillante de la constelación en luz visible, sino Rígel (β Orionis), pero en luz roja e infrarroja cercana, Betelgeuse sí es la más brillante.

File:Position Alpha Ori.png

Posicion en el cielo.

الجوزا, (transcrita como yad al-jawzā, o sea ‘la mano de Jauza’), siendo Jauza una figura mitológica de sexo femenino, inicialmente identificada por los antiguos árabes en el firmamento con Géminis y posteriormente asociada con la constelación de Orión. Durante la Edad Media, cuando el nombre de la estrella fue transcrito al latín, el carácter arábigo inicial, “Ya” (ي) de sonido “y”, fue malinterpretado como una “Ba” (ب), de sonido “b”, debido probablemente a que la escritura árabe permite que “Ya” altere su grafía en los inicios de palabra, y “Yad al-Jauza” se convirtió en “Bedalgeuze”.

Más tarde, durante el Renacimiento, se especuló entre los eruditos occidentales que el nombre original habría sido “Bait al-Jauza”, cuyo significado se pretendía que fuera “hombro de Jauza” en árabe, lo que condujo a la forma actual “Betelgeuse”

Betelgeuse explotará como supernova de tipo II, si no lo ha hecho ya.

Como vemos en la foto de cabecera, la imagen del Telescopio Espacial Herschel, Betelgeuse esta en fase de implosión.

 

Y ahora sepamos un poquito más sobre las Estrellas…

 

Las supernovas de tipo II son el resultado de la imposibilidad de producir energía una vez que la estrella ha alcanzado el equilibrio estadístico nuclear con un núcleo denso de hierro y níquel. Estos elementos ya no pueden fusionarse para dar más energía, sino que requieren energía para fusionarse en elementos más pesados. La barrera de potencial de sus núcleos es demasiado fuerte para que la fusión sea rentable por lo que ese núcleo estelar inerte deja de sostenerse a sí mismo y a las capas que están por encima de él. La desestabilización definitiva de la estrella ocurre cuando la masa del núcleo de hierro alcanza el límite de Chandrasekhar, lo que normalmente toma apenas unos días. Es en ese momento cuando su peso vence a la presión que aportan los electrones degenerados del núcleo y éste colapsa. El núcleo llega a calentarse hasta los 3.000 millones de grados, momento en el que la estrella emite fotones de tan alta energía que hasta son capaces de desintegrar los átomos de hierro en partículas alfa y neutrones en un proceso llamado fotodesintegración; estas partículas son, a su vez, destruidas por otros fotones, generándose así una avalancha de neutrones en el centro de la estrella.

Estas reacciones son endotérmicas, por lo que no ayudan a sostener el núcleo compacto y éste sigue colapsando, emitiendo más y más neutrones cada vez. De hecho provocan un enfriamiento del núcleo, lo que se traduce en una menor presión y, por tanto, en una aceleración del proceso. Los propios átomos de hierro captan parte del inmenso flujo de neutrones, transformándose en elementos más pesados por medio del fenómeno llamado captura de neutrones, o proceso-r.

El núcleo se contrae tan rápido que deja un espacio de baja densidad casi vacío entre él y el resto de la estrella. La envoltura, por su parte, empieza a caer sobre el núcleo frenándose por un aluvión de fotones de frecuencia extrema, que fotodesintegran las capas más interiores de dicha envoltura. Esta destrucción de núcleos no sólo transmite momento sino que también produce un flujo de neutrones y protones que serán capturados por las capas siguientes para formar elementos más pesados. Simultáneamente, las densidades enormes que se alcanzan en la «sopa» de núcleos pesados y electrones en que se ha convertido el núcleo supercompactado, posibilitan una nueva reacción. Los electrones del núcleo estelar empiezan a caer sobre los núcleos atómicos reaccionando con los protones para formar neutrones en un proceso llamado captura de electrones por lo que, poco a poco, el núcleo se va convirtiendo en una masa de neutrones hiperdensa llamada neutronium. Los procesos de fotodesintegración y de captura de electrones aceleran aún más el hundimiento de la estrella, ya que, además, ahora también la presión de degeneración pierde fuerza rápidamente.

Pero la captura de electrones no sólo resulta en la producción de neutrones sino también en la de neutrinos. La captura se produce a tal ritmo que se genera un flujo explosivo de neutrinos que es arrastrado por el colapso, hasta que su abundancia creciente los hace degenerar y, bloquear así, la captura de nuevos electrones. Por breves instantes los electrones ni siquiera pueden seguir combinándose con los protones ya que no hay lugar en el espacio de fases donde colocar a los neutrinos que resultarían, dado que éstos están ya degenerados. Pero esto no tarda en resolverse ya que, a consecuencia de este taponamiento, se produce un escape de los neutrinos del núcleo llevándose gran cantidad de energía, lo que reactiva las capturas y realimenta a los frentes de onda de neutrinos que se expanden con gran rapidez. La emisión de neutrinos durará unos 10 segundos.

Las capas externas de material que caen hacia el núcleo se encuentran de camino con el frente de choque de la avalancha de neutrinos, también llamado neutrinosfera. A través de un proceso que no ha sido develado por completo aún, parte de la energía liberada en la explosión de neutrinos es transferida a las capas externas de la estrella. Se cree que, como se puede ver en la fórmula siguiente, los neutrinos son capaces de generar fotones mediante un proceso inverso al de generación de fotoneutrinos (ver:Neutrinos térmicos).

Cuando la onda de choque alcanza la superficie de la estrella varias horas más tarde, ocurre un incremento enorme de su luminosidad. Si la masa del núcleo colapsante es lo suficientemente pequeña, entre 1,5 y 2,5 masas solares, los propios neutrones podrán frenar el colapso; si no, seguirá contrayéndose hasta concentrarse toda la materia en una singularidad, formando así un agujero negro. Esta frontera entre estrella de neutrones y agujero negro no está bien definida debido a la falta de entendimiento de los procesos del colapso de una supernova.

En el caso de las supernovas que generan estrellas de neutrones, las capas externas apenas si llegan a chocar con la superficie del núcleo compacto. Es posible que ni la alcancen y antes hayan sido barridas por el flujo de neutrinos. En las que acaban en agujeros negros, inicialmente sí se forma una estrella de neutrones pero la cubierta posee tanta masa y empuje que gran parte de ésta cae sobre la estrella de neutrones haciendo que supere la masa máxima de unas 2,5 masas solares, aunque este límite tampoco se conoce con exactitud.

La energía desarrollada por una supernova de tipo II típica es de unos 1046 J (unos 100 foes) emitidos en los 10 segundos de flujo explosivo de neutrinos. De toda esta energía, tan sólo un foe es absorbido por el material, reemitiéndose en forma de energía cinética del material en expansión. Entre 0,01 y 1 foes se emiten en forma de energía luminosa. Ésta última es la energía detectable ópticamente. Las supernovas con mejor rendimiento son las que dejan estrellas de neutrones como remanentes ya que, en este caso, el porcentaje de masa expulsado es máximo. En el caso de las que dejan un agujero negro, la expansión será menos eficiente porque gran parte de la energía de la explosión quedará atrapada en él. En cualquier caso, las supernovas de colapso difícilmente se acercarán al foe completo que liberan las supernovas tipo Ia.

La cuestión de cómo las supernovas logran emitir toda esa energía aún no se entiende bien. De hecho, los modelos realizados por ordenador no dan explosión alguna o, si la dan, ésta es muy marginal. Se ha especulado sobre toda una serie de factores que podrían influir en la potencia de la explosión, o que incluso podrían ser cruciales para que ésta se produjera. En primer lugar puede estar la fuerza centrífuga, que es máxima en el plano ecuatorial y que, sin duda, tiene una contribución positiva ayudando a que el material escape. Con la compresión de la estrella dicha fuerza debería acentuarse al conservarse el momento angular de la estrella. Por otra parte están los campos magnéticos que también deberían contribuir con su presión magnética. Estos dos aspectos se omiten en los modelos porque ni tienen simetría esférica ni se pueden fijar debidamente al desconocerse sus magnitudes, que por otra parte deben ser diferentes para cada estrella.

Las supernovas de tipo II pueden dividirse en los subtipos II-P y II-L. Los tipos II-P alcanzan una meseta en su curva de luz mientras que los tipos II-L poseen un decrecimiento lineal en su curva. La causa de esto se cree que es por diferencias en la envoltura de las estrellas. Las supernovas de tipo II-P poseen una gran envoltura de hidrógeno que atrapa la energía liberada en forma de rayos gamma y la liberan en frecuencias más bajas, mientras que las de tipo II-L, se cree, poseen envolturas mucho menores, convirtiendo menor cantidad de energía de rayos gamma en luz visible.

Las masas de las estrellas que dan lugar a supernovas están entre alrededor de las 10 masas solares hasta las 40 o 50. Más allá de este límite superior (que tampoco se conoce con exactitud), los momentos finales de la estrella son implosiones completas en las que nada escapa al agujero negro que se forma, rápida y directamente, engulliéndolo todo antes de que un solo rayo de luz pueda salir. Estas estrellas literalmente se desvanecen al morir.

Se ha especulado que algunas estrellas excepcionalmente masivas podrían producir hipernovas al extinguirse. El escenario propuesto para semejante fenómeno dice que, tras la transformación repentina del núcleo en agujero negro, de sus polos brotarán dos jets de plasma relativista. Estas intensas emisiones se producirían en la banda de frecuencias de los rayos gamma y podrían ser una explicación plausible para las enigmáticas explosiones de rayos gamma.

Una hipernova es un tipo teórico de supernova que se produciría cuando estrellas muy masivas (masas superiores a las 100 masas solares) se colapsan al final de sus vidas. Después de explotar como supernova, el núcleo de la hipernova se colapsaría directamente en un agujero negro, emitiendo dos chorros de plasma extremadamente energéticos desde sus polos a velocidades cercanas a la de la luz. Estos chorros podrían generar potentes rayos gamma y serían una posible explicación de las erupciones de rayos gamma. Estrellas tan masivas son muy raras, y por lo tanto también serían raras las hipernovas: se estima que un evento de esta naturaleza puede ocurrir en nuestra Galaxia cada 200 millones de años. La estrella Eta Carinae, en nuestra Galaxia, puede ser una candidata a hipernova. Otra buena candidata a estallar en hipernova puede ser R136a1, descubierta en julio de 2010 y con una asombrosa masa de 265 soles; también la Estrella Pistola o LBV 1806-20 pueden ser candidatas a producir hipernovas de aquí a decenas o centenas de miles de años.

SupernovaII.png
 
 
Veamos unos ejemplos de Supernovas de Tipo II
 
 
Eta De Carina
 
Sn 2011 en la Galaxia M51
 
Nebulosa del Cangrejo
 
 
 
 
 
 

Recibimos continuamente informaciones sobre estrellas en diferentes estadios:

– Azules, blancas, amarillas, rojas

– Gigantes, enanas

– Supernovas, púlsares, estrellas de quarks

– Etc. –

Para entender lo que son, y como han llegado hasta dichas fases, necesitamos conocer como evolucionan.

1.- Evolución de su materia. Las estrellas nacen por compactación gravitatoria de “gas interestelar”, compuesto actualmente por 75 % de Hidrógeno (H), 23 % de He (He) y 2 % de elementos de mayores pesos atómicos .

El H generado en el Big Bang, el He generado en el período inflacionario del Universo primigenio (primeros 500 millones de años) y los elementos pesados

generados en las Estrellas y en las Supernovas a lo largo de 13.000 millones de años).

Por presión gravitatoria sucesiva, en los núcleos estelares se van fusionando los núcleos atómicos, generando por transmutación, elementos progresivamente más pesados:

Monografias.com

Estos son todos los elementos que se generan dentro de las estrellas durante sus vidas estables. Los demás elementos de la tabla periódica, que existen en la naturaleza, se generan en las explosiones estelares como supernovas.

Las reacciones nucleares de fusión, se realizan principalmente en el núcleo de la Estrella, con algo de participación en las capas más próximas a dicho núcleo.

Cada etapa de fusión termina cuando se ha consumido aprox. el 90 % de su elemento, pero queda una capa de dicho elemento, en estado gaseoso, envolviendo el núcleo.

Nota: Se denomina etapa: a las de fusiones de elementos

y se denomina fase: a las configuraciones estelares circunstanciales, como las que tienen en la Secuencia Principal del Diagrama H – R, o como Gigantes, Supergigantes, etc.

Monografias.com

Cada etapa sucesiva va durando menos. La última, la 7ª, menos de una semana.

2.- Masa de referencia. Por convención entre los astrónomos, se toman como masa y radio (diámetro/2) de referencias, los del Sol

– Masa del Sol = MS = 2 x 1030 kg

– Radio del Sol = RS = 696 x 103 km

3.- Masa mínima indispensable para iniciarse la reacción de fusión del

hidrógeno:

Masa estelar = ME ( 0,08 MS

Monografias.com

La masa de cada capa (envoltura) está expresada en su equivalente de masas solares.

4.- Clasificación de las estrellas (ver cuadro en Anexos)

4.1.- Por sus masas iniciales: (Símbolo = ME )

De las variables que caracterizan a las estrellas, de lejos la más importante es la masa, pues muchas de las otras variables son consecuencias de su magnitud.

De acuerdo a las magnitudes de sus masas, las estrellas se clasifican en:

Monografias.com

4.2.- De uso por los astrónomos y cosmólogos:

– Diagrama de Hertzsprung – Rusell (Diagrama H-R)

– Espectral de Harvard (ver Anexo)

– De luminosidad del observatorio Yerkes

– Espectral – temperatura

Monografias.com

Diagrama de Hertzsprung – Russell

http://amazings.es/2011/09/08/cien-años-del-diagrama-de-hertzsprung-russell-el-gráfico-que-organizo-las-estrellas/

5.- Vida de las estrellas:

Monografias.com

6.- Límite de CHANDRASEKHAR (astrofísico indio, contemporáneo nuestro) = L. Ch.

L.Ch = 1,44 MS

El límite de Chandrasekhar es la máxima masa posible de un núcleo estelar estable.

Se aplica en especial a las Enanas Blancas estables. .

Las estrellas cuyas masas, después de sus expansiones como Gigantes Rojas, sean iguales o inferiores al L.Ch., llegan hasta la etapa He ( C , colapsan a Enanas Blancas, y en general agonizan como tales.

Pues es necesario que los núcleos de las estrellas superen dicho “límite” para que alcancen la temperatura (800 x 106 K) y presión crítica de iniciación de la fusión del Carbono, y continúe el proceso.

Las estrellas cuyas masas, después de la segunda Gigante Roja, sean mayores al L.Ch., completan las 7 etapas hasta núcleo de Fe; es el caso de las Estrellas Grandes y muy Grandes.

Los núcleos resultantes del colapso post etapas rojas, siguen las mismas reglas que las estrellas.

Si una Enana Blanca, ya estabilizada como tal, incrementa su masa por transferencia desde una Gigante Roja, o Estrella Mediana y supera

el Límite de 1,44 MS , se torna inestable y estalla como una Supernova tipo 1a.

Estrellas pequeñas

Monografias.com

Existen 2 tipos de Estrellas Pequeñas:

Monografias.com

Y se convertirán en Nebulosas Planetarias (sólo visibles en la Vía Láctea), con núcleo de He, que se irán extinguiendo lentamente.

Monografias.com

Foto Hubble de la Nebulosa Planetaria M-57

– Las Enanas Blancas, son los productos del colapso de las Estrellas Medianas. Se explican más abajo.

Estrellas medianas

Monografias.com

Cuando una estrella (cualquiera) ha consumido el 90 % de su Hidrógeno, disminuye su generación de energía, vuelve a predominar la gravedad que comprime al gas remanente que envuelve al núcleo; este gas, por la compresión, se calienta y expande como primera Gigante Roja, que alcanza diámetros de 80 a 106 veces el diámetro original de la estrella; y expulsa gran cantidad de gas al espacio.

Las estrellas de masas iguales a la del Sol, se expanden a 100 veces sus diámetros originales.

Monografias.com

La estrella ya no vuelve a la Secuencia Principal, pues las fases siguientes son de corta duración y variables.

Cuando a su vez, la estrella ha consumido el 90 % de su Helio, repite la secuencia ut supra, y se expande como segunda Gigante Roja; de diámetro doble al que alcanzó como primera GR. Con desprendimiento nuevamente de grandes masas de gas de sus capas externas.

La masa de la estrella mediana, se reduce en general (salvo excepciones) a

Monografias.com

Las estrellas medianas comprenden a más del 80 % de las estrellas actualmente integrantes de la Vía Láctea; y se dan solitarias como nuestro Sol, o en diversas combinaciones: binarias, triples, cuádruples, etc. todas ellas vinculadas por la gravedad y girando en torno a un baricentro común.

Las solitarias, evolucionan en las 2 primeras etapas indicadas ut supra:

Monografias.com

y colapsan a Enanas Blancas (EB).

Estas EB, inicialmente tienen altas temperaturas superficiales, del orden de los 100.000 K, lo que les da alta luminosidad, por ello iluminan intensamente al gas que expulsaron en su última fase de Gigante Roja.

El conjunto se observa como una Nebulosa Planetaria con una Enana Blanca aproximadamente en su centro.

Las EB agonizan como tales, y finalmente mueren como Enanas Negras.

Así se apagará nuestro Sol.

Monografias.com

Nebulosa Planetaria con Enana Blanca

desplazada de su centro Hubblesite.org

Las combinadas, en cambio, pueden tener una etapa espectacular: Novas;

y un final más dramático: Supernovas tipo 1a.

Pues la más masiva del grupo llega al fin de su vida antes, y colapsa a Enana Blanca primera, por lo que se forma una combinada de una o varias estrellas medianas y una enana blanca, combinación que transfiere masa a la enana.

Un ejemplo interesante de binaria Mediana – EB es el de Sirio

Monografias.com

Foto Hubble de Sirio

En el centro la Estrella Mediana Sirio A, de:

Masa = 2,02 MS – Radio = 1.183.000 km

Temperatura superficial = 9.900 K

Abajo a la izquierda la EB Sirio B, de:

Masa = 0,98 MS – Radio = 6.000 km

Temperatura superficial = 25.200 K

Están separadas como Marte del Sol

Ver más abajo explicaciones sobre las Novas y Supernovas tipo 1a

Algunas de las principales estrellas medianas:

Monografias.com

Las Enanas Blancas (EB), actualmente existentes, son productos de colapsos de Estrellas Medianas, tienen cuerpos sólidos, formados solamente por C (con algo de O), de dimensiones similares a las de la Tierra, con densidad media de 3 x 106 kg / dm3.

Sus núcleos ya han cesado de sus reacciones nucleares por lo que sólo “brillan” por sus fusiones terminales periféricas de He ( C y sus energías térmicas residuales.

Son de magnitud 8 a 10, o sea de difícil detección directa. En general se las detecta (sólo posible en nuestra Vía Láctea) en sistemas binarios por el “bamboleo” que producen a las estrellas principales, con las que están vinculadas. O se las detecta en los centros de algunas Nebulosas Planetarias.

En nuestra galaxia, constituyen aprox. el 10 % de todas las estrellas.

Las EB, si son solitarias continúan como tales hasta su extinción como Enanas Negras.

Si en cambio integran grupos binarios, triples, cuádruples, etc, pueden darse dos alternativas:

a.- Grupos muy cercanos, de una EB con Estrellas Medianas o una Gigante

Roja; se producen los fogonazos que se observan como Novas. (ver ut Infra).

b.- Una Gigante Roja en su expansión envuelve a la EB, ésta capta masa

de la Gigante, supera el Límite de Chandrasekhar, y se producen las gigantescas explosiones de las Supernovas tipo 1a.

Las Enanas Marrones no son propiamente estrellas, sino “súper planetas” de tipo gaseoso, similares, pero mayores, a nuestro planeta Júpiter. Se las ha detectado de masas 75 a 80 masas jovianas, siempre en nuestra Vía Láctea, por su efecto de ocultamiento parcial de la luminosidad de las estrellas en torno a la cual giran.

Novas

Es una explosión nuclear por acumulación de hidrógeno en la superficie de una Enana Blanca.

Las vemos sólo cuando sucede en Nuestra Vía Láctea, por su mediana luminosidad (magnitud aparente 2 a 6).

Ocurren en las binarias muy próximas, formadas por una Estrella Mediana o una Gigante Roja, y una Enana Blanca.

Por el intenso campo gravitacional de la Enana, se produce transferencia de hidrógeno de la Estrella mayor a la Enana, el H va acumulándose y compactándose en un disco de acreción en torno de la Enana.

Al compactarse, el H se va calentando, y cuando alcanza la temperatura de

13 x 106 K, se inicia la fusión del H ( He. Pero esta fusión no sucede en el núcleo profundo (como en una estrella), sino en la superficie de la Enana, por ello se propaga rápidamente en un fogonazo (de 1038 J), que se enciende y se apaga en 3 a 5 semanas.

Monografias.com

Formación de una nova por acreción

En algunos casos, el fogonazo aleja a las componentes de la binaria, el suceso no vuelve a repetirse con esas estrellas.

En otros casos, el fogonazo no altera la relación binaria, el suceso se repite en Novas recurrentes, como:

– RS Ophiuchi, binaria de una Gigante Roja y una Enana blanca; situadas a

1950 años luz en la constelación de Ofiuco. De magnitud aparente tranquila 12,5, pasa a magnitud aparente 5 como Nova.

Tuvo estallidos en 1898, 1933, 1958, 1967, 1985 y 2006

– T Pyxidis, binaria de una Estrella mediana (como el Sol) y una Enana Blanca; situadas a 3260 años luz en la constelación de La Brújula. Pasa de magnitud aparente 15,5 a 7 como Nova.

Tuvo estallidos en 1890, 1902, 1920, 1944 y 1966

Nota a las Novas:

– Es una etapa transitoria en la vida de la estrella mayor.

– Las Enanas Blancas, indispensables en este proceso, participan sólo como soportes de los discos de acreción, sin involucrarse.

– Cada una de las integrantes de la binaria, continúa con su evolución;

– Si la mayor es una GR, con el tiempo se contrae y la binaria se disuelve.

– Pero si la mayor es una Estrella Mediana, cuando se convierte en una GR envuelve a la Enana, le transfiere masa, la Enana supera el I.Ch (1,44 MS ) y estalla como una Supernova 1a .

– Supernovas de tipo 1a (SN 1a)

Son muy características e importantes tanto en el Cosmos, como para los cosmólogos.

Son los sucesos cosmológicos más brillantes, su luminosidad alcanza la inusitada magnitud aparente de – 19, lo que significa que genera energía del orden de 2 x 1044 julios.

Se dan en binarias muy cercanas de una Estrella Mediana, o una Gigante Roja, y una Enana Blanca.

Se produce una masiva transferencia de materia gaseosa de la estrella más grande a la enana, materia que se incorpora a la masa de la enana, ello ocasiona que la enana supere el Límite de Chandrasekhar (1,44 MS ).

La enana se torna inestable, y cuando alcanza su masa crítica, estalla en una

gigantesca explosión global, que generalmente desintegra a ambas componentes de la binaria original. La dispersión es total, sin núcleo remanente.

Lo que generalmente queda en el sitio es un casco de materiales vacío, que se va expandiendo a la velocidad de 1.000 km / s.

Ocasionalmente se han encontrado algunas enanas blancas, lo que significaría que la compañera más grande habría colapsado (a EB), pero no desintegrado.

En las espectrografías pueden encontrarse líneas de Carbono, Oxígeno, Silicio, pero nunca Hidrógeno o Helio, lo que demuestra la extrema cercanía entre las dos componentes de la binaria original.

– Fueron SN 1a, las de los años: 185, 1572, 1604, 1885.

Estrellas grandes

Monografias.com

Las estrellas grandes, indefectiblemente recorren las 7 etapas de fusiones de elementos.

Tienen las 2 expansiones pero a Supergigantes Rojas, luego siguen hasta cumplir la 7a etapa; se expanden en la 3a y última Supergigante Roja, colapsan violentamente y finalmente estallan como Supernova de tipo II.

Algunas de las principales estrellas grandes:

Monografias.com

– Supernova de tipo II (SN II).

Las Estrellas Grandes cumplen las 7 etapas de fusión, se expanden en la tercera Supergigante Roja y en una semana todo su núcleo se transmuta a Fe. Cesa la generación de energía.

En lugar de una serena contracción de las capas externas sobre el núcleo, se produce el colapso gravitatorio, todas las capas externas implosionan y cuando llegan violentamente al núcleo de Fe, lo súper comprimen, los electrones se neutralizan con los protones generando neutrones, y más los neutrones originales del Fe todo junto producen un núcleo súper compacto de neutrones, con una enérgica emisión de neutrinos.

Y estos núcleos remanentes de las SN II no se comprimen más por la presión interna de neutrones, de Fermi.

En brevísimo tiempo las capas externas rebotan en el núcleo, y se expanden explosivamente como una Supernova de tipo II , que libera energía del orden de 1051 ergios (= 1044 joules), equivalente a toda la energía que ha emitido serenamente la estrella a lo largo de toda su vida anterior.

En esta explosión se dispersa hasta el 90 % de la masa que tenía la estrella al iniciar su último estadio como Supergigante Roja.

El saldo de esta SN II es un casco en rápida expansión que alcanza al año un diámetro de 10.000 años luz, con un púlsar (P) desplazado de su centro.

El púlsar resultante, es una pequeña estrella (11-20 km de diámetro), de gran densidad (7-16 x 1014 kg/dm3 ) , que por girar a altísima velocidad angular genera en sus polos de rotación intensas emisiones de radiaciones electromagnéticas, en frecuencias de radio.

Normalmente la masa residual (MP), que queda después del evento SN II , está en el rango:

Monografias.com

Característico de una Estrella de Neutrones, con fuerte spin, que se observa desde la Tierra (en frecuencias de radio) como un Púlsar, el cual es expulsado hacia el espacio a velocidades de más de 500 km/s , por ello al disiparse el fogonazo de la supernova, el púlsar es observado desplazado del centro de la explosión. Se detectan y evalúan con radio-telescopios.

Fueron SN II las observadas en los años 1006, 1054, 1181, 1667 (Casiopea),

1987 A, 2005 y 2006 gy.

Tipos de Púlsares

– Composición interna en función de su masa (MP)

– Si es

Monografias.com

El púlsar esta compuesto por una masa compacta de neutrones, con una

Monografias.com

Es una Estrella de neutrones

Monografias.com

Nebulosa del Cangrejo – Resto de la SN II de 1054 con el

Púlsar PSR0531+121 de 30 r.p.s en su interior. Foto EFE

– Si en cambio se da:

Monografias.com

Este púlsar está compuesto por una masa compacta de quarks, con

Monografias.com

Es una Estrella de quarks (*)

(*) Las estrellas de quarks, por sus altísimas velocidades de rotación, también se las denomina de “milisegundos”, pues cada revolución demora entre 2 y 0,55 milisegundos.

Hasta ahora no se han detectado estrellas de mayor velocidad de rotación que 1000 rev. / s, aunque podrían existir, pero la velocidad de rotación máxima estaría en el orden de las 2.000 rev / s , pues por arriba de ella la estrella se desintegraría por efecto de la intensa fuerza centrífuga.

Los neutrones normales están integrados por sub-partículas u + d + d

(o sea 1 quark “up” + 2 quarks “down”).

Pero al ser súper comprimidos, por efecto de la “Fuerza nuclear débil” todos sus quarks cambian de “gusto” a “extraños”, por ello algunos astrofísicos a estas estrellas las denominan “estrellas extrañas“.

Monografias.com

 

 

Este diagrama esquemático de un púlsar ilustra:

– las líneas de campo magnético, en blanco,

– el eje de rotación, en verde

– los dos chorros polares de radiación, en azul.

El primer púlsar fue detectado en 1967, por Jocelyn Bell. Su absoluta regularidad en frecuencia de radio, dio lugar a divagaciones sobre mensajes extraterrestres, hasta que los astrofísicos llegaron a las explicaciones científicas adecuadas.

Generan campos magnéticos proporcionales a sus “spin” (velocidad angular), por cuyos ejes emiten radiaciones electromagnéticas denominadas “radiaciones sincrotónicas” (desde radio hasta gama, y se denominan así pues estas radiaciones se realizan a expensas de la energía cinética de la estrella); en consecuencia estos púlsares se van frenando en sus “spin”.

Cuanto más alta es la masa de la estrella original:

– Mayor es la explosión de la Supernova (tipo II)

– Mayor es la masa del púlsar (hasta el máximo de 3,2 MS)

– Mayor resulta el “spin” del púlsar (de neutrones o de quarks)

Existe una variedad de “estrella de neutrones” singular, que muestran una aceleración de sus “spin” .

Son las que integran algún sistema “binario”, de un púlsar que gira en torno de una estrella normal, en los cuales se produce una continua transferencia de materia de la estrella normal a la de neutrones, lo que acelera a éstos púlsares.

La gran mayoría de los ya más de 1000 púlsares detectados hasta el presente, se encuentran en nuestra Vía Láctea.

La denominación de “púlsar” corresponde al acrónimo de “pulsating star”, y se catalogan bajo la sigla PSR (de PulSaR) y sus coordenadas siderales.

Estrellas muy grandes

Monografias.com

Las estrellas muy grandes, tienen las 3 expansiones pero a Híper gigantes Rojas, luego siguen hasta cumplir las 7 etapas, y finalmente explotan como Híper nova de tipo II.

Y cuando la Híper Gigante Roja de fines de su evolución, implosiona catastróficamente, como una Hípernova de tipo II, genera un núcleo de

masa > 3,2 MS .

Nada detiene la compactación, pero además las capas exteriores no pueden evadir la atracción gravitatoria y repiten una segunda implosión con brote de rayos gamma, los neutrones degeneran por la imparable compresión gravitatoria.

El saldo es un Agujero Negro de radio ro de Schwarzschild

Monografias.com

Por más detalles ver Anexo

Las Híper novas de tipo II ( 1000 Supernovas de tipo II

Algunas de las principales estrellas muy grandes:

Monografias.com

(1) La Híper Gigante Azul R 136 a1 fue descubierta en el segundo trimestre de 2010, se estima que tiene una edad aproximada de un millón de años, y que desde su nacimiento ha perdido ya el 20 % (unos 65 MS) de su masa inicial.

Hasta mediados de la década 2010, se postulaba que la masa máxima que podría tener una estrella era 200 MS , pues si intentaba sobrepasarla se desintegraría ineludiblemente.

El hallazgo de la R 136 a1 vino a demostrar que se está lejos aún de conocer los límites de las variables del Universo.

(2) Son estrellas Wolf-Rayet, caracterizadas por:

– Ser variables azules

Haber perdido casi totalmente sus capas externas de H

– Mostrar en sus espectrogramas, intensas líneas de emisión de He, C, O.

– Perder en sus sub-etapas de gigantes rojas (súper o híper, según sus masas) hasta el 90 % de sus masas iniciales.

(3) VV Cephei A es una variable (combinada binaria con otra estrella de la Secuencia Principal), en la etapa

Monografias.com

El radio de VV-C-A oscila entre 1.000 y 2.200 RS, y su temperatura entre 3.650 y 3.300 K, en 14 años (terrestres).

(4) Eta Carinae muestra el aspecto peculiar que tiene, porque explotó parcialmente a mediados del s. XIX y expulsó de sus capas gaseosas unas 10 MS

Monografias.com

Foto de Hubble de Eta Carinae

– Clasificación espectral de HARVARD, de las Estrellas que están en la Secuencia Principal

Es la más utilizada en Astronomía y Cosmografía

Monografias.com

Az = Azules Baz = Blanco azuladas B = Blancas

Bam = Blanco amarillentas Am = Amarillas N = Anaranjadas

R = Rojas

Las Estrellas de magnitudes medianas están fijas en la Secuencia Principal,

del Diagrama H – R durante toda la etapa H ( He , o sea la más estable, que dura el 90 % de sus vidas.

Las estrellas de magnitudes extraordinarias (ver ut Infra) están situadas arriba de la Secuencia Principal.

Las Enanas Blancas son estrellas agonizantes, por ello están abajo de la Secuencia Principal.

A su vez por sus magnitudes son:

Monografias.com

Estrellas de magnitudes extraordinarias

En esta clase se incluyen las gigantes, supergigantes e híper gigantes.

Se identifican cuando cumplen la condición:

Monografias.com

Estrellas Azules y Blancas

Tienen dos orígenes posibles:

Monografias.com

Todas se clasifican por sus masas (ver ut Supra).

Son de vida breve,

Monografias.comaños, por lo que están fuera de la Secuencia Principal en el Diagrama H -R.

Son Súpergigantes azules (SGAZ) cuando tienen masas entre 16 y 100 MS, de las cuales hasta menos que 30 MS son grandes, y de 30 a 100 MS son

muy grandes.

Las SGAZ son de vida muy breve, 1 a 39 millones de años,

Monografias.com

Estrellas Amarillas

Tienen dos orígenes posibles:

a.- Nacen como tales, con masa 0,8 – 1,04 MS. Son medianas. Es el caso del Sol

b.- Son estrellas que están en una fase transitoria:

Monografias.com

– Anaranjadas

Pueden ser:

a.- Enanas anaranjadas, de masa 0,45 – 0,8 MS

b.- Estrellas en misma situación b.1.- que las amarillas, pero menos avanzadas,

o sea más cercanas a sus ex Gigantes Rojas.

Son los casos de las medianas: Pólux, Aldebarán y Arturo.

Nota: La suma de las fases transitorias: naranja + amarilla, les insume a las estrellas ( 500.000 años.

– Rojas

No existen estrellas rojas medianas.

Las Gigantes (GR) y Supergigantes Rojas (SGR), lo son temporalmente y por razones circunstanciales. Por las expansiones después de las 1a, 2a y 7a etapas de fusiones de elementos, en la evolución natural de la materia que constituye cada estrella.

Se clasifican por sus radios, equivalentes a sus volúmenes. (ver ut Supra).

Las Gigantes Rojas se expanden:

Monografias.com

Las Supergigantes Rojas se expanden:

Monografias.com

Son de vida breve, del orden de 2 x 106 años; por ello en la Vía Láctea sólo el 1 % de las estrellas son GR ó SGR.

La suma de las fases amarilla + naranja + las 3 rojas, insume el 10 % de la vida total de las estrellas de magnitudes extraordinarias.

Están fuera de la Secuencia Principal del Diagrama H – R.

Las capas externas del manto gaseoso de las GR, se enfrían de 6.000 – 8.000 K a 3.000 – 5.000 K, y ese es el motivo de sus viraje al rojo.

Notas a las Etapas de la evolución estelar

En las nubes originales de gas, actualmente compuesto por 75 % de Hidrógeno + 23 % de Helio + 2 % de los otros elementos generados en las estrellas y en las Supernovas tipo II anteriores, por efecto gravitatorio lento pero persistente o explosiones de SN vecinas y muy violentas, se forman nódulos de acreción, rotativos y relativamente planos, cuyo centro se va compactando.

Si en dicho centro, la masa ( 0,08 MS , por efecto de la gravedad en el núcleo se alcanza la temperatura de 13 x 106 K :

Monografias.com

A partir de ese momento, de acuerdo a la masa concentrada, cada tipo de estrella evoluciona en forma peculiar:

– Las estrellas pequeñas:

Todas están aún en la secuencia principal fusionando H ( He.

Todavía les falta 1.900 x 106 años para expandirse a gigante roja, y dispersarse como una Nebulosa Planetaria con un núcleo de He en su interior.

Las estrellas medianas

Finalizada la fase 2a GR, su rango de masas se reduce a ME ( 1,44 MS

La fuerza gravitatoria de la masa remanente de la estrella, ya no puede

provocar en el núcleo la temperatura crítica de fusión del C.

La estrella entonces se va contrayendo primero lentamente, y luego colapsa en una Enana Blanca, con un destello de luz. Son las que actualmente están en el Universo.

Nuestro Sol estará en la 1a etapa por 9 x 109 años y cuando se expanda en su primera Gigante Roja, alcanzará los 100 RS o sea aprox. 69,6 x 106 km , un poco más de la órbita de Mercurio.

Luego cumplirá la 2a etapa, se expandirá nuevamente en su segunda GR, en la que alcanzará aprox. 140 x 106 km, un poco menos que la órbita de la Tierra; y colapsará en una Enana Blanca rodeada por una Nebulosa Planetaria.

– Estrellas grandes:

Evolucionan indefectiblemente en las 5 etapas, con variantes:

Monografias.com

– Y cuando todo el núcleo se ha convertido en Fe, ya no se genera energía suficiente para mantener la estructura estelar, entonces la gravedad siempre presente contrae bruscamente las capas externas que se desploman y súper comprimen el núcleo, convirtiéndolo en una masa compacta de neutrones.

– Las capas externas rebotan instantáneamente y en pocos días se expanden explosivamente como una Supernova de tipo II quedando como saldo una Estrella de Neutrones o de Quarks, de masas ( 3,2 MS.

– Estrellas muy grandes.

Evolucionan en forma similar a las Estrellas Grandes, pero en híper dimensiones:

Híper Gigantes Azules, Híper Gigantes Amarillas, Híper Gigantes Rojas.

La gran diferencia radica en que el saldo ineludiblemente tiene una masa

> 3,2 MS , por lo que la compresión del núcleo continúa hasta la degeneración de los neutrones y convertirse en un Agujero Negro.

Generación de energía en las Estrellas

Cada átomo de Fe generado en el núcleo de las Estrellas es el producto de una serie de reacciones :

Monografias.com

Sumadas las fusiones de H + He, estos elementos generan el 86,7 % de la energía que emiten las estrellas grandes y muy grandes a lo largo de sus vidas serenas.

Monografias.com

Nota a las Supernovas tipo 1a:

Antiguamente (mediados del s. XX) se habían catalogado 3 sub-tipos para estas Supernovas: 1a, 1b y 1c. Ninguna de las cuales muestra líneas del Hidrógeno en sus espectros.

– La SN 1a muestra líneas del Si en su espectro, pero no las de He.

– La SN 1b no muestra en su espectro líneas del Si, pero sí las del He.

– La SN 1c no muestra en su espectro ni las líneas del Si, ni las del He.

Pero con el tiempo las 1b y 1c, se recalificaron entre las de tipo II, perdiendo relevancia en esta clase de Supernovas.

Subsistió la clase SN 1a.

Se observan en galaxias de cualquier tipo morfológico.

Se identifican también por su evolución posterior:

– Alcanzan su máxima luminosidad en 5 a 7 días

– En el mes siguiente disminuyen su luminosidad a – 16

– Se van extinguiendo de SN, progresivamente a lo largo del año siguiente.

Monografias.com

– Estas supernovas son particularmente importantes en cosmología, pues todas son originadas por la explosión de enanas blancas, de masas similares y conocidas, por lo que las luminosidades intrínsecas (= absolutas), de las Supernovas 1a consiguientes, son también conocidas.

Por lo tanto, relacionando las magnitudes relativas por las que son detectadas, con la magnitud absoluta conocida, es simple calcular las distancias a las que se producen estas explosiones.

O sea que actúan como candelas estándar. Y se detectan hasta en los confines del Universo (> 1000 Mpc)

Así se pudieron comparar las distancias a estas Supernovas 1a lejanas, calculadas por sus magnitudes relativas, y por Hubble.

Justamente este estudio comparativo, es el que llevó a los cosmólogos:

S. Perlmutter, A. Riess y B. Schmidt

a la conclusión de que el Universo está acelerando su expansión desde hace más de la mitad de su vida. Y por este descubrimiento les otorgaron el premio Nóbel de Física – 2011.

Notas a las Supernovas de tipo II:

Monografias.com

– Alcanzan una luminosidad máxima de – 16, en 3 a 5 días. Sus explosiones son de mayor potencia que las de las SN 1a, pero sus luminosidades (vistas desde la Tierra) son menores debido a los cascos algo opaco que las rodean.

– Luego su luminosidad va decayendo muy lentamente a lo largo de los 3 meses siguientes, y en forma más rápida en los siguientes 2 meses.

– A continuación se va extinguiendo como SN lentamente a lo largo de los siguientes 3 años.

Se las observa siempre en los brazos en espiral de las galaxias de este tipo, donde se encuentran las estrellas más jóvenes del Universo.

Nota sobre Agujeros Negros:

Son “zonas” en el espacio, cuyas masas deforman el espacio-tiempo convirtiéndolo en una “esfera de sucesos”, por lo cual “todo” lo que “toque” (materia o radiaciones electro magnéticas) la superficie de dicha esfera, queda indefectiblemente atrapado y “cae” al interior de la misma.

La característica más importante de los Agujeros Negros, es su radio = ro definido por el físico-matemático Schwarzschild

Monografias.com

Nada puede salir de la “esfera de sucesos”.

Pero Hawking y Penrose demostraron que todas las partículas que se acerquen a la “esfera de sucesos” , por efecto de la intensa fuerza gravitatoria, se fraccionan indefectiblemente, cayendo parte de ellas al Agujero Negro y emitiendo rayos X y ( al espacio; por ello se pueden detectar dichos Agujeros por sus intensas emisiones en esas frecuencias.

EJEMPLOS DE AGUJEROS NEGROS DE GRAN MASA DETECTADOS.

Monografias.com

O sea que existen Agujeros Negros de un amplio espectro de masas.

Los ejemplos indicados ut supra, son agujeros negros detectados por los efectos gravitacionales producidos en sus entornos.

 

 

 
 
 
 

Publicado enero 27, 2013 por astroblogspain en Uncategorized

Van a Clonar al Hombre de Neanderthal.   Leave a comment

George Church, profesor de genética de la Facultad de Medicina de Harvard, aseguró que es capaz de clonar a un neandertal con el ADN extraído de fósiles antiguos y que solo necesita a una mujer “aventurera” que esté dispuesta a alunbrar su creación.

El genetista molecular , catedrático y egresado de la Universidad de Harvard, propuso clonar al hombre de Neandertal y aseguró que él en su laboratorio ya dispone de la tecnología necesaria para hacerlo,

En una extensa entrevista con el diario alemán Der Spiegel, Church no solo consideró técnicamente posible “resucitar” al Homo neanderthalensis, sino que abogó por clonar un buen número de ellos para ver si adquieren “auténtica conciencia de grupo, lo que les conferiría un sentimiento de identidad. Ellos pueden crear una nueva cultura neoneandertal .

Técnicamente, opinó el experto, la clonación de mamíferos empieza a ser una realidad y la tecnología que permite leer y escribir ADN es ahora cerca de un millón de veces más rápida que hace apenas siete u ocho años. “Si podemos clonar cualquier clase de mamífero, es muy probable que también podamos clonar un ser humano. ¿Por qué no deberíamos ser capaces de hacerlo?”

“¿Quizá porque está prohibido?”, preguntó el entrevistador de Der Spiegel, a lo que el científico de 58 años respondió que la ley dicta eso en Alemania, pero “no está prohibido en todo el mundo, y por otro lado las leyes pueden cambiar”.

El pionero en biología sintética consideró probable que el primer bebé neandertal nazca dentro de poco tiempo, pero que depende de muchas cosas, entre ellas, encontrar una madre humana “muy valiente”.

El científico además opinó que una ventaja de clonar neandertales es que éstos seguramente “tendrían una forma de pensar diferente a la nuestra… Sabemos que tenían una capacidad craneal superior y es probable que su forma de razonar sea un beneficio para nuestra especie”.

Church explicó que “lo primero que se necesita es secuenciar el genoma del Neandertal, algo que ya ha sido hecho. El siguiente paso sería cortar ese genoma en, digamos, 10 mil trozos y después sintetizar cada uno de ellos. Por último, habría que introducir esos fragmentos en una célula madre humana”.

Repitiendo una y otra vez esta operación, detalló, se puede obtener una línea celular que estaría cada vez más y más cerca a la correspondiente secuencia del Neandertal.

“En mi laboratorio hemos desarrollado un procedimiento semiautomático para llevar a cabo esta tarea. Al final podemos ensamblar todos los fragmentos en una célula madre humana, a partir de la que será posible crear un clon de neandertal”.

Por último, y una vez creado el embrión, será necesario implantarlo en el útero de una mujer de nuestra especie. Para ello “se necesita una mujer humana extremadamente valiente”, comentó.

Además de las consideraciones éticas de llevar a término un embarazo de estas características, está el hecho de que los bebés de los neandertales eran más grandes que los de Homo sapiens, por lo que se necesitaría que la voluntaria fuera muy ancha de caderas. Aún así, es más que probable que el parto tuviera que llevarse a cabo por cesárea.

Finalmente, el investigador vaticinó que, tras el impacto inicial, los bebés neandertales pueden llegar a ponerse de moda entre los padres humanos, pero “solo hay una forma de saberlo”.

En Regénesis, el libro más reciente que ha publicado Church, el genetista aborda el tema de “cómo la biología sintética puede reinventar la naturaleza y a nosotros mismos”, y plantea la premisa de una «segunda creación» del ser humano, una que, a diferencia de la primera, el protagonista sería el propio hombre.

Y ha defendido que este proyecto podría “proporcionar respuestas a la curación de enfermedades como el cáncer, el VIH” o podría “dar la clave para vivir 120 años”.

En 2006 comenzó el Proyecto Genoma Neandertal, con la meta de secuenciar el genoma completo de los neandertales. Para 2010 presentaron el primer borrador, en el cual se pudo descubrir que el genoma de los humanos actuales tiene entre un 1% y un 4% de genes neandertales. Pero si bien la mayoría de los científicos aceptaron estos descubrimientos, que se pudieron comprobar igualmente con otro grupo de genetistas, hubo quienes no estuvieron de acuerdo en cómo interpretar ese porcentaje. Los que realizaron los estudios lo interpretaron como una evidencia de que nuestros antepasados Homo sapiens tuvieron relaciones sexuales con los neandertales, y generaron descendencia, tanta como para dejar una marca en nuestro genoma. Pero un nuevo estudio pone sobre el tapete una discusión que venía dándose en los laboratorios de paleo genética, que dice que ese porcentaje debería interpretarse de otra forma, no cómo que hubo cruce entre estas especies, sino como proveniente de un ancestro común a las dos especies

Ahora, para que comprendamos un poco sobre estas comparaciones de genomas, debemos tener en claro que un genoma es la totalidad de la información genética de un organismo dado. Si tomamos esa totalidad de un humano, y la comparamos con la de otro humano, la similitud es del 99,9% entre ellos. Si comparamos un genoma humano con el de un chimpancé, la similitud entre toda esa información es del 98%. Ahora, si lo hacemos con los neandertales, da aproximadamente 99,86% de similitud. ¿Vamos más lejos? Si lo comparamos con un ratón, tenemos una similitud del 85%.

reconstrucción de un anciano neandertalPero cuando hablamos de ese 1-4 % de genes neandertales que tenemos, no hablamos de similitud del genoma, sino de que hemos heredado genes neandertales, que representan entre el 1 y el 4 por ciento de nuestro genoma. Para que se entienda, nosotros heredamos el 50 por ciento de nuestros genes de nuestra madre, y el otro 50 por ciento de nuestro padre. Esto no quiere decir que el otro 50 por ciento sea diferente del genoma de nuestra madre, es similar en un 99,9%. De lo que se habla es de la copia que se recibe por herencia.

En paleoantropología, que es principalmente el estudio de los fósiles de nuestros antepasados, existe un gran debate sobre cómo fue la relación entre los Homo sapiens y los neandertales. Los primeros se originaron en África hace unos 200 mil años, llegaron a Medio Oriente hace unos 100 mil años, y a Europa hace al menos unos 40 mil años. Los neandertales, se originaron hace al menos unos 400 mil años en Europa, y vivieron principalmente allí, y en la región de la actual Rusia y también en Medio Oriente. Ambas especies convivieron durante decenas de miles de años. Algunos de los fósiles fueron interpretados como híbridos, es decir con características de ambas especies. Pero el asunto es que una de ellas desapareció, los neandertales, de los cuales no se han encontrado evidencias fósiles de menos de 30 mil años.

Entonces la opinión general fue que los sapiens, nuestros ancestros, los aniquilaron en la competencia por los recursos medioambientales. Pero con el tiempo, las evidencias que se fueron descubriendo apuntan a una convivencia pacífica, por lo que se empezó a buscar otra razón para la desaparición. Una de ellas, dice que los neandertales podrían haber sido absorbidos dentro de una población sapiens que era mayor. Esta postura recibió un fuerte apoyo con el descubrimiento de que llevamos genes neandertales dentro.

Pero el nuevo estudio apunta a otra explicación. Publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences por Anders Eriksson y Andrea Manica, alega que el compartir un ancestro común entre neandertales y sapiens, explica mejor que la cruza de especies, el por qué los humanos actuales de Europa y Asia comparten entre un 1 y un 4 % de sus genes con los neandertales.

El asunto es que tanto Neandertales como Homo sapiens, comparten un ancestro común que debe haber existido al menos hace unos 500 mil años, tanto en Europa como en África. Se cree que ese ancestro común habría sido la especie fósil conocida como Homo heidelbergensis. Pero hace unos 350 mil años las especies se separaron dando a lugar a los neandertales en Europa, y a los sapiens en África.

Según el nuevo estudio, los sapiens del norte de África, más cerca de Europa, habrían retenido más de su ADN ancestral, que compartían con sus parientes neandertales. Los sapiens de más al sur de África, no los habrían conservado esos genes. Cuando esos sapiens se expandieron por Europa y Asia, llevaron consigo los genes que compartían con los neandertales, no es que fuesen neandertales, sino que los compartían con ellos por ese ancestro común que tenían.

El tema es que estos estudios genéticos, y en especial este, generalmente se olvidan de prestar atención a la antropología y a la paleoantropología. Clamar que no había contacto entre las poblaciones de una misma especie que vivían en un mismo continente, y que tampoco hubo contacto entre dos especies distintas que a veces compartían cuevas, es no conocer mucho sobre como se comportan las poblaciones humanas. Sin contar con que este estudio no ha realizado comparación alguna de genomas, sino que sólo se basa en un análisis realizado por un ordenador.

Por ahora la mayoría de los científicos, no sólo los genetistas, están a favor de interpretar ese 4% de genes neandertales como que hubo contacto esporádico entre las especies, que terminó dejando una huella genética. Incluso algunos han llegado a opinar que este estudio es obsoleto, ya que se basa en premisas ya abandonadas por todos.

Podria lucir este aspecto….

Recreación de un neandertal del siglo XXI, en el Neandertal Museum de Dusseldorf (Foto: H. Neumann).

A mi me recuerda a Javier Clemente….

Bromas aparte es un tema muy serio, y que podria tener un gran abanico de consecuencias, eso si…volver a la vida al hombre de Neanderthal, seguramente la unica especia inteligente junto al Homo Sapiens….me parece brutal, la noticia más importante en 5000 años.  Jugar a ser Dios…..

Quien sera la candidata…para llevarlo en su vientre…………

 

El hombre de Neandertal (Homo neanderthalensis) es una especie extinta del género Homo que habitó Europa y partes de Asia occidental desde hace 230 000 hasta 28 000- 11500 años atrás, durante el Pleistoceno medio y superior y culturalmente integrada en el Paleolítico medio. En un periodo de aproximadamente 5000 años se cree convivió paralelamente en los mismos territorios europeos con el Hombre de Cro-Magnon, primeros hombres modernos en Europa. Esta convivencia se ha demostrado por fósiles hallados en las cuevas de Châtelperron.

Sus características definidoras, a partir de los huesos fósiles descubiertos hasta ahora (unos 400 individuos), son: esqueleto robusto, pelvis ancha, extremidades cortas y robustas, tórax en barril, arcos supraorbitarios resaltados, frente baja e inclinada, faz prominente, mandíbulas sin mentón y gran capacidad craneal —1550 cm³—. Vivían en grupos sociales organizados, formados por alrededor de unos treinta miembros casi todos con parentesco (clanes), dominaban el fuego y podían fabricar herramientas rústicas que incluían huesos y piedras.

Los neandertales fueron una especie bien adaptada al frío extremo congruente con la 4° y última glaciación. Tenían un cráneo alargado y amplio, baja estatura y complexión robusta, y nariz amplia de aletas prominentes, rasgos que denotan adaptación a climas fríos, como se puede observar actualmente en las poblaciones del Ártico y muy probablemente dueños de un olfato más desarrollado que el hombre moderno. Su cerebro era igual o incluso más grande que el de los hombres modernos.

Un neandertal promedio podría alcanzar unos 1,65 m, era de contextura pesada, dentadura prominente y musculatura robusta. Si bien su estructura ósea no los hacía corredores de largo aliento, sí podían establecer cortas y rápidas carreras persecutorias o escapistas; eran sobre todo caminantes de largas distancias. Estudios anatómicos realizados han determinado que el neandertal podía articular una fonética limitada respecto a la que actualmente posee el hombre moderno, debido a la ubicación de la laringe, situada más arriba que la de este. Otros estudios recientes indican que los neandertales podían dar grandes mascadas a su alimento gracias a una mayor apertura bucal. La expectativa de vida de un miembro adulto en un medio ambiente tan extremo, riguroso y hostil no sobrepasaba los 40 años en los hombres y 30 en las mujeres.

El estilo de herramientas líticas utilizadas en el Paleolítico medio por los neandertales se conoce como la cultura Musteriense, así llamada por haber sido encontradas por primera vez en el yacimiento arqueológico Le Moustier. La cultura musteriense está caracterizada por la utilización de la técnica de talla Levallois. Estas herramientas fueron producidas usando martillos de percusión blandos, de hueso o madera. En los últimos tiempos de los neandertales aparece en el registro arqueológico el estilo Châtelperroniense, considerado como más “avanzado” que el musteriense.

File:Neanderthalensis.jpg

El término Homo neanderthalensis («hombre del Neanderthal») fue propuesto en 1863 por el geólogo William King en una conferencia de la Asociación Británica para el Avance de la Ciencia, y mencionado en su publicación de 1864: «El supuesto hombre fósil del Neanderthal». Neandertal hoy se escribe de dos maneras: la ortografía de la palabra alemana Thal, que significa ‘valle’, fue cambiada a Tal a principios del siglo XX, pero la primera forma de escribirlo es la que a menudo se utiliza en inglés y siempre en la nomenclatura binominal, mientras que en alemán y español generalmente se usa la forma moderna, que es la recomendada por el Diccionario Panhispánico de Dudas.

El comienzo de la historia del hombre de Neandertal es también el inicio de la paleoantropología. En agosto de 1856 fue descubierto el espécimen que luego sería conocido como Neandertal 1. El lugar fue la cueva Feldhofer en una zona encañonada del valle del río Düssel, cerca de Düsseldorf, Alemania, que se llama valle de Neander (en alemán Neandertal), tomado del compositor y teólogo Joachim Neander.

Los primeros fósiles fueron encontrados en Engis (Bélgica), en 1829 (Engis 2). Le siguen los de Gibraltar, en la cantera de Forbe en 1848, pero no se reconoció el significado de estos dos descubrimientos hasta bastante después de que se diera a conocer el famoso Neandertal 1. Este fue hallado en 1856 cerca de Düsseldorf en el valle del río Düssel en Alemania, tres años antes de que Charles Darwin publicara El origen de las especies.

El descubrimiento, en 1856, fue realizado por Johann Karl Fuhlrott y descrito en 1857 por Hermann Schaaffhausen. Franz Mayer, para explicar dicho hallazgo, inventó una teoría curiosa. Según Franz el esqueleto pertenecía a un cosaco ruso que perseguía a Napoleón a través de Europa. Explicaba que el cosaco sufría raquitismo, lo que explicaría la forma arqueada de sus piernas, y que el dolor del raquitismo le hacía arquear tanto las cejas que le produjeron unos fuertes arcos supraciliares

File:Range of Homo neanderthalensis.png

Ditribucion maxima del Hombre de Neanderthal

 

Mientras Homo sapiens evolucionó en África, desde donde migró hace entre 100 000 y 60 000 años hacia el resto del planeta, el hombre de Neandertal se supone que desciende de Homo heidelbergensis.

El hallazgo de Homo antecessor en Atapuerca ha esclarecido el significado de la mandíbula aparecida en 1907 en Mauer, cerca de Heidelberg (Alemania), la cual coincide cronológicamente con los Homo erectus, pero difiere de éstos y de los neandertales, concluyéndose que quizás fuera un estadio intermedio entre Homo erectus u Homo ergaster y neandertales. Un cráneo exhumado en Steinheim (Alemania) datado en 250 000 a. C podría corresponder a la misma especie de Homo heidelbergensis o preneandertaliense. En dichos casos hablamos de la glaciación de Mindel o del interglaciar Mindel-Riss, respectivamente. El último de estos cráneos está más evolucionado aún que la mandíbula del primero, pero su capacidad craneal es baja (poco más de 1150 c.c.).

File:Homo sapiens neanderthalensis.jpg

El hallazgo de Homo antecessor en Atapuerca ha esclarecido el significado de la mandíbula aparecida en 1907 en Mauer, cerca de Heidelberg (Alemania), la cual coincide cronológicamente con los Homo erectus, pero difiere de éstos y de los neandertales, concluyéndose que quizás fuera un estadio intermedio entre Homo erectus u Homo ergaster y neandertales. Un cráneo exhumado en Steinheim (Alemania) datado en 250 000 a. C podría corresponder a la misma especie de Homo heidelbergensis o preneandertaliense. En dichos casos hablamos de la glaciación de Mindel o del interglaciar Mindel-Riss, respectivamente. El último de estos cráneos está más evolucionado aún que la mandíbula del primero, pero su capacidad craneal es baja (poco más de 1150 c.c.)

Clasificación

William King asignó en 1864 el nombre Homo neanderthalensis a los restos encontrados en 1856, dándoles condición humana pero considerándolos una especie diferente. Posteriormente y debido a su elevada capacidad craneal, equivalente a la del humano actual (y muchas veces superior), se le denominó Homo sapiens neanderthalensis durante la mayor parte del s. XX, a pesar de las notables diferencias anatómicas. Su lugar en la clasificación científica ha sido fuertemente debatido, pero el consenso actual lo ubica como una especie aparte (Homo neanderthalensis).

Hay diversas opiniones sobre la distancia entre neandertales y Homo sapiens. El análisis paleontológico cráneo-facial muestra importantes diferencias morfológicas, sustentando la consideración en especies diferentes. El análisis comparativo dental parece apuntar que la divergencia entre neandertales y humanos actuales ocurrió hace un millón de años.

La extracción de ADN de esqueletos de neandertales entraña muchos problemas, debido a la contaminación de las muestras con bacterias que colonizaron los cuerpos de los neandertales después de su muerte y con material genético humano proveniente de la manipulación de los huesos durante la excavación y en el laboratorio. A pesar de estas dificultades, se ha logrado extraer ADN de varios ejemplares y se han obtanido secuencias tanto del del ADN mitocondrial como del nuclear, como hemos visto por el equipo de Church.

Genoma mitocondrial

El primer análisis del ADN mitocondrial tuvo lugar en 1997, a partir de un individuo de la cueva de Feldhofer (Alemania). Este primer análisis reveló que las diferencias genéticas entre H. neanderthalensis y H. sapiens son significantemente mayores de las que se observan entre diferentes humanos modernos. También se determinó que el ejemplar examinado no presentaba mayor similitud con los europeos que con otros grupos humanos, al contrario de lo que podría esperarse dada la presencia en la misma zona geográfica. Posteriores análisis de ADN mitocondrial neandertal en 1999 (Rusia), 2000 (Croacia) y otros, corroboran estas conclusiones.

La secuencia completa del genoma mitocondrial de los neandertales se logró en 2008. Los genomas de H. sapiens y H. neanderthalensis coinciden en un 99,5 %. El grado de diferencia filogenética entre los neandertales y los humanos modernos confirma que los primeros no eran antepasados directos de H. sapiens. Comparando el genoma mitocondrial completo con el del humano moderno y del chimpancé, se estima que la divergencia entre neandertales y humanos modernos ocurrió hace 660 000 ± 140 000 años.

La conclusión aceptada de que Homo sapiens no desciende de H. neanderthalensis no descarta que haya tenido lugar un pequeño aporte neandertal al acervo genético de los humanos modernos. Un estudio de 2006 estimó que los euroasiáticos poseen al menos un 5 % de genes arcaicos que se pueden atribuir a hibridación con neandertales. El cruce entre especies podría haber tenido lugar cuando el ser humano moderno llegó a Oriente Medio tras salir de África.

[editar] Genoma nuclear

La primera secuencia del genoma nuclear fue publicada en 2010. En el proyecto se han llegado a secuenciar un total de 5525 millones de nucleótidos, que constituye cerca del 63 % de la totalidad. El borrador genómico ha sido producido a partir de tres muestras procedentes del yacimiento croata de Vindija, correspondientes a tres individuos femeninos diferentes, y se complementó con la secuenciación parcial de otros tres neandertales procedentes de Mezmaiskaya (Rusia), de Feldhofer y de la cueva de El Sidrón (España). La contaminación con ADN moderno ha sido calculada, a partir de diferentes marcadores genéticos, entre el 0 y el 0,5 por ciento. Este estudio confirma la presencia de genes neandertales en poblaciones euroasiáticas, estimando esta contribución de entre un 1 y un 4 %. El comienzo de la divergencia entre H. sapiens y H. neanderthalensis se calcula en 825 000 años, en el límite superior de la fecha estimada a partir del genoma mitocondrial.

Gracias al estudio del genoma neandertal, se han descubierto nuevos datos sobre esta especie. Se sabe que podían ser pelirrojos, por poseer ciertas variantes del gen MC1R asociadas con este color de pelo. También se ha descubierto el locus del grupo sanguíneo ABO   y que los adultos tenían intolerancia a la lactosa. La variante del gen del habla FOXP2 característica de los seres humanos modernos, también fue encontrada en los especímenes de El Sidrón, sugiriendo que los neandertales tendrían las facultades básicas del lenguaje.

En la Península Ibérica hay pruebas de su existencia desde los primeros estadios (hace unos 230 000 años) hasta hace aproximadamente 28 000 años, como indican estudios recientes.

Surgieron hace unos 230 000 años en el Paleolítico Inferior y desaparecen del registro fósil hace unos 33 000-28 000 años, después de haber creado y desplegado la importante y extendida cultura Musteriense, que se considera como la expresión del Paleolítico Medio, y también el Châtelperroniense, que actualmente se cree que habría sido autóctono. Las causas de su extinción son todavía motivo de debate.

Los neandertales eran recolectores-cazadores, existiendo pruebas de consumo de grandes animales, como los mamuts. En la segunda década del siglo XXI se encontraron restos de consumo de marisco de hace unos 150 000 años de antigüedad en un yacimiento de España, actividad que hasta ese entonces se creía exclusiva de H. sapiens.

Es polémica la cuestión acerca de qué forma de comunicación manejaban los neandertales: si un lenguaje relativamente similar al moderno (con estructura compositiva y reglas gramaticales, de modo que un número limitado de palabras se combina para crear un número ilimitado de frases posibles) o algunas formas menos desarrolladas y, en cierto sentido, más próximas al sistema de comunicación de los simios.

Entre los autores que consideran que los neandertales no usaban un lenguaje como tal está el arqueólogo Steven Mithen, de la Universidad de Reading, que defiende la teoría de que tenían un sistema de comunicación “Hmmmm” (es decir, holístico, manipulador, multimodal, musical y mimético). Lieberman realizó un modelo coincidente con la opinión de Mithen: la situación del cuello adelantado y la disposición de la laringe parecerían haber dificultado un lenguaje articulado, sin embargo otros estudios suponen que el hioides estaba lo suficientemente desarrollado y posicionado como para la emisión de fonemas discretos con capacidad simbólica, aunque de un modo mucho más tosco que en el Homo sapiens. Por otro lado, en el ADN obtenido de restos neandertales se ha encontrado una variante del gen FoxP2 relacionada con el habla en H. sapiens, lo cual implica que, desde el punto de vista genético, estaban capacitados para el lenguaje.

El arte (musteriense) de los neandertales aún presenta controversias: André Leroi-Gourhan, entre otros, observó que podían, y de hecho solían, rendir homenajes a sus difuntos (elaborando sencillas tumbas), bastante tardíamente, cuando ya podrían haber entrado en contacto con H. sapiens. Los neandertales parecen haber estado dotados de la suficiente habilidad como para copiar rudimentariamente el arte de los H. sapiens primitivos: en yacimientos correspondientes a neandertales se han hallado algunos pocos objetos de cuerno pulido que parecen haber tenido un valor estético e incluso una muy tosca máscara confeccionada con una basta placa de piedra a la cual se le practicaron dos oquedades a modo de ojos.

La cueva de Nerja alberga, según estudios de 2012, las que podrían ser las pinturas más antiguas de la humanidad. Si la datación es correcta, se considera muy probable que hayan sido realizadas por neandertales.

En junio de 2012, se hicieron públicos los resultados de una investigación científica llevada a cabo por investigadores británicos, portugueses y españoles, bajo la dirección de Alistair Pike, del Departamento de Antropología y Arquelogía de la Universidad de Bristol, según la cual algunas pinturas de las cuevas del norte de España, Altamira, El Castillo, Tito Bustillo, entre otras, tendrían una datación de por lo menos 40 800 años. Aparte de convertirlas en la manifestación pictórica más antigua de la humanidad (existen grabados más antiguos en África), también abre la posibilidad, según los antropólogos, a considerar seriamente que sus autores fueran neandertales

Se han propuesto muchas explicaciones para la extinción de los neandertales, en relación o no con la expansión de los cromañones con los que convivieron en Europa en los últimos milenios de su vida como especie. El paleobotánico José Carrión, de la Universidad de Murcia, propone una tesis de extinción por cambio ambiental ligado a los cambios climáticos.

El neandertal es un animal meridional, de bosque abierto o sabana (árboles grandes, arbolitos sueltos y hierba), no es un hombre de estepa. Siempre los han pintado en el norte de Europa, pero ellos se iban al norte cuando hacía calor; en los periodos glaciales estaban en el sur de España, el sur de Italia y la península grecobalcánica. Por su tecnología, posiblemente cazaban en grupos pequeños y al acecho, escondiéndose detrás de árboles y arbustos. Y ocurre algo inesperado: el paisaje se hace entonces muy abierto, muy estepario, con pocos arbustos, y el tipo de animales cambia. Pasa de una gran diversidad de fauna a otra menor pero muy grande: mamuts, bisontes, renos… animales que hay que cazar de otra manera, con proyectil o lanzando piedras a distancia. Y sus herramientas de caza son más pequeñas y lanzables, no pesan. La mejor tecnología para esa caza la tiene nuestra especie, los sapiens que vienen de la estepa asiática perfectamente adaptados. Pero todavía sobrevivió miles de años.

Aunque la rápida desaparición de los neandertales tras la irrupción de Homo sapiens en Europa sugiere que estos últimos estuvieron relacionados con la desaparición de los neandertales, muchas son las preguntas para las que no hay una respuesta clara. ¿Compitió H. sapiens intensamente con ellos por recursos?, ¿los mataron y exterminaron en combate?, ¿los contagiaron de enfermedades para las cuales carecían de defensa?, ¿no soportaron, los neandertales, determinados cambios climáticos o ambientales?, ¿se cruzaron H. sapiens y neandertales siendo estos asimilados por la nueva especie?

Extincion:

La hipótesis de extinción por la rigurosidad de la última gran glaciación parece descartada ya que los neandertales habrían estado muy bien adaptados al clima glacial. Por otra parte, la hipótesis de mixogénesis o hibridación Homo sapiens/Homo neanderthalensis resulta, por los mapeos de secuencias de ADN, bastante probable. Sin embargo, también es posible que los neandertales se hayan extinguido al no poder competir por los recursos con los H. sapiens (que eran diez veces más numerosos) y hayan sido desplazados a regiones donde la comida y la vivienda eran más difíciles de encontrar.

Recientes investigaciones abren la posibilidad de presencia de neandertales mucho más al norte del área de distribución habitual; como en la localidad rusa subártica de Byzovaya, en la que se han encontrado restos arqueológicos musterienses (Paleolítico Medio) datados entre hace 34 000 y 31 000 años. Se trataría de uno de los yacimientos neandertales más tardíos, cuando casi toda Europa ya estaba ocupada por las culturas del Paleolítico superior (Homo sapiens).

Los últimos reductos de neandertales, datados en unos 28 000 años-20000 se encontraron en el sur de la Península Ibérica (España y Portugal).

En la siguiente lista los yacimientos de neardenthales más importantes:

 

Alemania

Bélgica

Chequia

Croacia

Eslovaquia

Eslovenia

España

Francia

Neandertal 1, 1856.

Inglaterra

Italia

Irán

Irak

Israel

Portugal

Rumanía

Rusia

Siria

Ucrania

Uzbekistán

Tabla comparativa de las diferentes especies del género Homo

Los nombres en negrita indican la existencia de numerosos registros fósiles.
Especies Cronología (cron) Distribución Altura de adulto (m) Masa de adulto (kg) Volumen craneal (cm³) Registro fósil Descubrimiento /
publicación del nombre
H. habilis 2.5–1.4 África oriental 1.0–1.5 30–55 600 Varios 1960/1964
H. rudolfensis 1.9 Kenia       1 cráneo 1972/1986
H. georgicus 1.8–1.6 Georgia     600 Escasos 1999/2002
H. ergaster 1.9–1.25 Este y Sur de África 1.9   700–850 Varios 1975
H. erectus 2–0.3 África, Eurasia (Java, China, Vietnam, Caucaso) 1.8 60 900–1100 Varios 1891/1892
H. cepranensis 0.8 Italia       1 copa craneal 1994/2003
H. antecessor 0.8–0.35 España, Inglaterra 1.75 90 1000 Tres sitios 1994/1997
H. heidelbergensis 0.6–0.25 Europa, África 1.8 60 1100–1400 Varios 1907/1908
Homo rhodesiensis 0.3–0.12 Zambia     1300 Muy pocos 1921
Homo neanderthalensis 0.23–0.024 Europa, Asia Occidental 1.6 55–70 (complexión fuerte) 1200–1900 Varios 1829/1864
Homo sapiens 0.25–presente Mundial 1.4–1.9 55–100 1000–1850 Todavía vive —/1758
H. sapiens idaltu 0.16 Etiopía     1450 3 cráneos 1997/2003
H. floresiensis 0.10–0.012 Indonesia 1.0 25 400 7 individuos 2003/2004

Cuadro sinóptico de la evolución humana

Época[21] Edad Tiempo (absoluto) Australopitecinos (África) Homo en África Homo en Europa Homo en Asia Cultura
Holoceno (reciente) Actualidad
 
11 700
  H. sapiens H. sapiens H. sapiens Neolítico a actualidad
(Escritura, …)
Pleistoceno Tarantiense[22] 11 700
 
 
 
 
 
126 000
  H. sapiens
(195 000-act.)
H. sapiens
(¿40 000-act.)
H. neanderthalensis
(230 000-29 000)
H. sapiens
(42 000-act.)
H. floresiensis
(75 000-13 000)
H. erectus soloensis
(130 000-50 000)
Paleolítico Superior
Musteriense
(Pensamiento abstracto, arte)
Ioniense[22] 126 000
 
 
 
 
 
781 000
  H. sapiens idaltu
(185 000)
H. sapiens
(195 000-act.)
H. rhodesiensis
(600 000-160 000)
H. neanderthalensis
(230 000-29 000)
H. heidelbergensis
(500 000-250 000)
H. erectus
(1,8 Ma-250 000)
Musteriense
Achelense
(Fuego)
Calabriense[22] 781 000
 
 
 
1,8 Ma
Paranthropus robustus
(2,0-1,2 Ma)
P. boisei
(2,3-1,2 Ma)
Australopithecus sediba
(1,95-1,78 Ma)
H. ergaster
(1,75-1 Ma)
H. habilis
(1,9-1,6 Ma)
H. antecessor
(>780 000)
H. cepranensis
(800 000)
Homo sp. de la Sima del Elefante
(1,2 Ma)
H. erectus
(1,8 Ma-250 000)
H. georgicus
(1,8 Ma)
Achelense
Olduvayense
Gelasiense[22] 1,8 Ma
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
2,59 Ma
A. sediba
(1,95-1,78 Ma)
P. robustus
(2,0-1,2 Ma)
P. boisei
(2,3-1,2 Ma)
P. aethiopicus
(2,6-2,2 Ma)
A. garhi
(2,5 Ma)
A. africanus
(3-2,5 Ma)
H. habilis
(1,9-1,6 Ma)
H. rudolfensis
(2,4-1,9 Ma)
 
 
 
 
 
 
 
 
    Olduvayense
(Industria lítica)
Plioceno Piacenziense 2,59 Ma
 
 
 
 
 
 
3,6 Ma
A. africanus
(3-2,5 Ma)Kenyanthropus platyops
(3,5 Ma)
A. bahrelghazali
(3,58 ± 0,27 Ma)
A. afarensis
(4-2,7 Ma)
       
Zancleense 3,6 Ma
 
 
5,33 Ma
A. afarensis
(4-2,7 Ma)
A. anamensis
(4,2-3,9 Ma)
   

 

Cuadro de la Evolucion Humana:

 

File:Mapa de las migraciones humanas.svg 

 

Uno de los períodos más estudiados y debatidos de la evolución humana es el que transcurre entre los 50 y 30 mil años atrás. Momento en que los Homo sapiens llegan a Europa, y también época en la que los Neandertales desaparecen de la faz de la Tierra. Ha ido cambiando muchísimo la visión de este período a la luz de los descubrimientos paleoantropológicos y genéticos de los últimos veinte años. Un nuevo estudio arroja más evidencia a favor de unos neandertales modernos, inteligentes, con pensamiento simbólico y con una tecnología refinada propia.

image

Ya se sabe que hubo contacto entre estas dos especies humanas, gracias a la genética, que probó que los humanos de hoy en día les debemos un 4 por ciento de nuestros genes a los neandertales. El contacto no comenzó en Europa, sino en Medio Oriente, y hace al menos unos 100 mil años. Pero las tecnologías refinadas como el Châtelperroniense o el Auriñaciense, parecen ser propias de Europa.

Jean-Jacques Hublin, investigador del Instituto de Antropología Evolutiva Max Planck de Alemania, es un paleantropólogo que aboga por esta hipótesis a la luz de los descubrimientos que viene haciendo en Francia y España. Ya hace algunos años tiró la posibilidad de que el auriñaciense, que siempre se asoció a los Homo sapiens, podría haber sido originado por los neandertales, ya que no hay fósiles de Homo sapiens en Europa de la época en que esta tecnología aparece en el registro fósil. Ahora, en un nuevo estudio publicado en PNAS, confirma lo que ya se había dicho sobre el Châtelperroniense , que sería autóctono, y no estaría asociado a los sapiens.

Apenas se descubrió el auriñaciense, una tecnología lítica refinada, se la asoció a los Homo sapiens, por más que no hubiese fósiles cerca, ya que era propio de ellos, y no de los brutos neandertales. Cuando se descubrió el chatelperroniense, se dijo que era una imitación neandertal del auriñaciense. Esta visión pecaba de discriminación hacia los neandertales, que luego se fue descubriendo que no eran tan brutos.

image Hublin ha vuelto a datar las herramientas del yacimiento francés de Renne y el fósil de un neandertal de Saint Cesaire. Ha usado una nueva técnica de datación por carbono 14, que ha arrojado una fecha de entre 44.500 y 41.000 años. Así es que se termina por probar que la tecnología chatelperroniense es neandertal. Pero Hublin cambia radicalmente su visión al proponer que “los neandertales que tallaron las herramientas y los adornos chatelperronienses hicieron objetos totalmente inusuales para su especie, demasiado avanzados”. El autor opina que se habrían copiado de los sapiens que estaban apenas llegando a Europa Oriental, por esos tiempos, un paso adelante, y otro para atrás.

“Los adornos de conchas hechos por sapiens se conocen en África y Turquía desde hace unos 80.000 años. Cuando llegaron a Europa simplemente cambiaron el material e hicieron los adornos de hueso”, dice Hublin.

Sin embargo, hay quienes dicen que el yacimiento de Renne tiene los estratos demasiado mezclados como para poder dar una opinión bien basada sobre a quién pertenece realmente cada tecnología allí descubierta. Pero Hublin dice que no se ve una mezcla de capas.

Joao Zilhao, profesor de investigación de la Universidad de Barcelona y acérrimo defensor de que los neandertales desarrollaron pensamiento simbólico por sí mismos, dice que es totalmente falso que los neandertales se copiasen de los sapiens. Él también ha estudiado la cueva de Renne. Zilhao dice que “los niveles de base del chatelperroniense [los adornos y las armas neandertales más antiguos] de la cueva de Renne datan de hace 44.000 o 45.000 años y los más antiguos restos del hombre moderno en Europa son los de Oase, en Rumania, y tienen apenas 40.000 años”.

Hublin también ignora otros descubirmientos de adornos y evidencias de pensamiento simbólico entre los neandertales mucho más antiguas.

 

 

La tradición científica vincula la desaparición del hombre de Neandertal en la península Ibérica con la llegada del Homo sapiens, teoría que suscribe que el encuentro entre poblaciones de las dos especies precipitó la extinción de los neandertales. Ahora, una tesis del historiador de la Universidad de Oviedo David Santamaría acaba de echar por tierra estos planteamientos al demostrar que, al menos en nuestro territorio, nunca se produjo el encuentro que sí debieron mantener en Oriente Próximo.

Aquí, ambos linajes no llegaron a coincidir en el tiempo. Es la conclusión a la que llega el arqueólogo después de una larga investigación con la que pudo comprobar que las teorías que atribuyen al sapiens la extinción del neandertal se basan en datos de estratigrafía erróneos y en dataciones poco precisas que rejuvenecen uno de los mayores misterios de la evolución humana.

La tesis, presentada la pasada semana en la Universidad de Oviedo, apuesta por un modelo rupturista que pone en entredicho las teorías sostenidas por historiadores, arqueólogos y antropólogos para explicar la desaparición de los neandertales, un acontecimiento que muchos atribuyen a la superioridad numérica de los humanos modernos, dotados de mayor capacidad adaptativa para la dura competencia por las mismos recursos. Otras interpretaciones sugieren que no resistieron el cambio climático o que la escasa variabilidad genética los hundió para siempre.

En el estudio sobre la transición del Paleolítico medio al superior -un período de tiempo determinante en la historia de la Humanidad porque coincide con la desaparición de la especie neandertal y la llegada del Sapiens a la península Ibérica- Santamaría deja al descubierto la distancia entre los dos grupos humanos, lo que cuestiona interpretaciones como la de la cueva del Castillo (Cantabria) donde los científicos defienden la presencia continuada de neandertales y sapiens.

Para el historiador, no hubo una transición entre ambos grupos humanos como se interpreta de los resultados de algunas excavaciones realizadas en nuestro territorio. «Los hombres modernos no pudieron imitar la industria ni copiar comportamientos de los neandertales porque cuando llegaron al territorio hispano-luso no había rastro de los primeros».

Para explicar los motivos que llevaron a lo que considera una hipótesis errónea apunta a la alteración de los niveles estratigráficos, mezcla de materiales de dos momentos diferentes, y a problemas metodológicos de las técnicas de datación absoluta, que producen un rejuvenecimiento de los datos.

La investigación parte de dos importantes yacimientos asturianos: el abrigo de la Viña (la Manzaneda, Oviedo) y la cueva de Sidrón (Borines, Piloña). De la estratigrafía de ésos proceden los primeros datos, más tarde contrastados y analizados con los de otras localizaciones prehistóricas de Cantabria y Gibraltar, lo que le ha permitido precisar que la especie que nos precedió no resistió en las cuevas del Sur hasta hace 25.000 años, como se viene sosteniendo, sino que su rastro se perdió para siempre más de una decena de miles de años antes y, por consiguiente, antes de la llegada de los Homo sapiens al sur de Europa.

La afirmación no es intrascendente y con toda seguridad alimentará la polémica y el debate sobre la aventura de la Humanidad en el territorio ibérico, último reducto de una especie que miles de años antes había poblado Europa.

La demostración del imposible encuentro de neandertales y sapiens tiene mucho que ver con los avances científicos y tecnológicos de los últimos años; sin ellos sería imposible contar con los datos precisos para reconstruir los acontecimientos que se sucedieron en el período comprendido entre los 40.000 y 30.000 años antes del presente, arco temporal donde se sitúa la aparición de los primeros representantes del hombre moderno, la desaparición del neandertal, la eclosión de las primeras culturas o industrias del Paleolítico superior y la aparición de las primeras evidencias claras de un mundo simbólico (arte parietal y mobiliar).

David Santamaría se apoyó en el análisis de las industrias líticas (herramientas de piedra) para buscar respuestas desde el análisis tecnológico y desde la evaluación cronoestratigráfica del contexto en que aparecen los materiales. Hasta ahora se creía que el hombre de neandertal (Paleolítico medio) había resistido al sur de la Península (Gibraltar) hasta hace 24.000 años, pero los nuevos sistemas de medición radiocarbónica retrasan notablemente estas fechas.

Los análisis hacen tambalearse la teoría que da por segura la continuidad ocupacional en la cueva del Castillo (Puente Viesgo, Cantabria) y la posible presencia de las dos especies en el lugar casi al mismo tiempo, lo que permitía hablar de una transición (industria musteriense local) que ahora descarta la tesis de Santamaría.

A su juicio, las hipótesis que defienden la posible continuidad de la industria de los neandertales por los sapiens no se sostienen con los nuevos métodos. «En muchos casos los depósitos de materiales del Paleolítico superior se movieron o se desplazaron a los niveles del Paleolítico medio generando una transición ficticia», señala Santamaría, que añade: «No hay evidencias contrastadas que respalden la pervivencia de la cultura musteriense (propia de los neandertales) hasta las avanzadas fechas que hasta ahora se venían apuntando».

No es fácil, de todas formas, concretar el momento final de la especie por problemas relacionados con la datación absoluta, pero el historiador opina que ese ocaso pudo producirse más allá de los 40.000 o 45. 000 años antes del presente.

David Santamaría (Oviedo, 1978), profesor asociado del departamento de Historia de la Universidad de Oviedo, acaba de defender la tesis: «La transición del Paleolítico medio al superior en Asturias: abrigo de la Viña y cueva del Sidrón», dirigida por el profesor Marco de la Rasilla. El tribunal estuvo formado por los profesores Adolfo Rodríguez Asensio (Universidad de Oviedo), Valentín Villaverde (Universidad de Valencia) y Marco Peresani (Universidad de Ferrara, Italia).

Las conclusiones del trabajo conforman un modelo totalmente rupturista con la actual teoría sobre lo ocurrido en los años en que se produjo la trascendental transición de una Humanidad a otra, una hipótesis que con toda seguridad promoverá un debate que puede aclarar definitivamente un episodio tan confuso aún como fue la desaparición del hombre de neandertal .

Miembro del equipo de investigación de Sidrón desde hace algunos años y colaborador en las excavaciones desde el inicio, David Santamaría comenzó su tesis doctoral bajo la dirección de Javier Fortea, catedrático de Prehistoria de la Universidad de Oviedo, director de las excavaciones en el abrigo de la Viña, entre 1980-96, y de Sidrón hasta su fallecimiento en 2009.

Ante el trabajo realizado por Santamaría, el profesor Valentín Villaverde manifestó que el análisis de las dataciones no deja lugar a dudas y que cada vez son menos los yacimientos que, una vez evaluados con los métodos actuales, permiten seguir hablando de presencia neandertal hasta hace 25.000 años.

¿Invadieron los Homo sapiens a los neandertales? ¿Los superaban en población de 10 a 1? Dos especies animales raramente pueden ocupar el mismo nicho ecológico, ¿pero podemos olvidarnos de que sapiens y neandertales eran especies inteligentes con cultura? ¿Es correcto compararlos con especies animales salvajes en vez de con un choque de culturas?

image

¿A qué vienen todas estas preguntas? A un nuevo estudio que han publicado en Sience, Paul Mellars y Jennifer French en el que dicen que los Homo sapiens habrían sobrepasado en número a los neandertales. Se basan para ello en el estudio de yacimientos del sur de Francia.

Mellars y French, de la Universidad de Cambridge, Reino Unido, estudiaron la evidencia de presencia de ambos grupos en la región del suroeste de Francia, la que cuenta con más yacimientos conocidos. Estudiaron una región de unos 75 mil kilómetros cuadrados, prestando atención a las culturas materiales Musteriense, Chatelperroniense y Auriñaciense.

Analizaron así cada yacimiento, el tamaño de cada uno, la intensidad de ocupación, indicada por la cantidad de herramientas líticas, según los autores. Con los restos animales calcularon la cantidad de carne consumida.

Así llegaron a analizar 26 yacimientos musterienses, 37 chatelperronienses, y 147 auriñacienses. Al parecer los yacimientos de los sapiens eran el doble de grandes, y tenían una intensidad de ocupación del doble, comparados con los neandertales.

Con todos los datos recopilados, los autores concluyen que los sapiens habrían superado a los neandertales por un factor de 9 o 10. Estos datos implicarían que la supremacía numérica solamente habría sido un factor que permitió a los sapiens echar a los neandertales de sus tierras ancestrales.

Paleoantropólogos reconocidos como Chris Stringer están de acuerdo con el estudio. Pero otros como James O’Connell, de la Universidad de Utah, llaman a tener cuidado con asumir que los neandertales y sapiens utilizaban los sitios y el territorio del mismo modo, cuando hay estudios de cazadores recolectores modernos que muestran que la ocupación territorial y su intensidad, cambia mucho de una cultura a otra.

Por ejemplo, que un grupo permanezca durante años cerca de un mismo sitio, mientras que otros tengan decenas de sitios dispersos por un amplio territorio. Como por ejemplo ocurría con los Tehuelches de la Patagonia, que recorrían cientos de kilómetros en un año, desde el sur de la Patagonia, hasta casi el Río de la Plata.

Erik Trinkaus, de la Washington University, dijo que usar la cantidad de sitios de sapiens, su tamaño y la cantidad de herramientas líticas acumularas a lo largo de miles de años para estimar una población relativa es algo que ya ha sido dejado de lado por los arqueólogos. También dice que la cantidad de sitios tienen poco o nada que ver con cuánta gente había por lo mismo que dijimos arriba.

Los H. Sapiens no eran superiores a los Neandertales

Un nuevo estudio refuta la supuesta superioridad intelectual de los primeros Homo sapiens, sobre el Hombre de Neandertal, y echa por tierra una vez más el mito de que los neandertales eran estúpidos.

El estudio fue publicado por la revista Journal of Human Evolution, por parte de científicos de la Universidad de Exeter, de la Universidad Metodista del Sur y de la Universidad Estatal de Texas, que dicen que no existe diferencia en la eficacia de las tecnologías de sapiens y neandertales. Y agregan que es posible que las herramientas usadas por los neandertales hayan sido mejores o más eficientes que las del Homo sapiens.

Como contamos muchas veces aquí, el Homo neanderthalensis tiene muchos mitos sobre su espalda, tanto a nivel popular como también entre el mismo ámbito de los paleoantropólogos. Pero ya se sabe que eran muy buenos cazadores, que estaban muy bien adaptados a su medio tanto biológica como culturalmente, y que incluso este grupo humano tenía pensamientos simbólicos.

Muchas veces, incluso se dijo que los neandertales tenían deficiencias en sus sistemas sociales y de comunicación, pero en este nuevo estudio se dice que no habría diferencias entre ambas especies. “Los neandertales no eran más tontos, eran distintos”, dicen los autores.

Los investigadores pasaron tres años produciendo ellos mismos herramientas líticas. Crearon sus propias hojas de piedra, imitando tanto el método neandertal, como el de los sapiens. Luego las utilizaron en diversos trabajos, como los cazadores suelen hacer, y como se cree habrán hecho nuestros antepasados y sus primos.

Lo que hicieron fue comparar cuantas herramientas se podían crear a partir del material disponible, cuan rápido y sencillo era producir filos cortantes, la eficiencia de las herramientas, y cuanto duraban.

Los neandertales usaban herramientas de piedra que eran principalmente romas, en tanto que los sapiens usaban piedras más filosas que, para muchos arqueólogos, eran prueba de su intelecto superior.

Esas herramientas fueron producidas por el Homo sapiens durante su colonización de Europa, aproximadamente hace 40 mil años.

Hasta hace un tiempo se creía que con esas herramientas o armas los antepasados del hombre habían superado y terminado por expulsar a sus rivales neandertales.

Se cree que los neandertales se extinguieron hace unos 28 mil años, lo que sugiere al menos 10 mil años de posible interacción entre las especies.

Pero lo que vieron los investigadores en la práctica, es que las herramientas neandertales eran más eficientes.

Según Metin Eren, estudiante de arqueología experimental de la Universidad de Exeter y autor principal del estudio, éste pone en tela de juicio viejas presunciones de que los Homo sapiens eran superiores a los neandertales.

“Es hora de que los arqueólogos comiencen a buscar otras razones de la extinción de los neandertales y la supervivencia de nuestros antepasados”, señaló. Marcus Bastir, su colega, añade: “Los neandertales estaban muy bien adaptados. Cuidaban a sus enfermos, y, por tanto, tenían una estructura social y un lenguaje. Practicaban enterramientos… Debió de haber varios motivos para su extinción”.

Y es que la más aceptada, que los sapiens estaban mejor preparados para ocupar el medio, y terminaron echando a los neandertales de todos lados… ya no se sostiene desde hace algún tiempo, si bien era la única que tenía algún tipo de lógica para la mayoría. Todavía sigue en pie, sin pruebas, la teoría de que los neandertales podrían haber sido absorbidos genéticamente por los sapiens.

Para Eren “tecnológicamente hablando no existe diferencia entre una herramienta y otra. Cuando pensamos en los neandertales, necesitamos dejar de pensar en términos como `estúpido` o `menos avanzado y pensar en que eran `diferentes`”, manifestó.

Antonio Rosas, investigador del Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC), cree que todo es culpa de los prejuicios y de un falso concepto de progreso asociado al avance temporal. “Se ha tomado como mejora tecnológica algo que sólo es un cambio de diseño”, asegura Rosas. “Las herramientas de punta son como las tazas de colores: parecen más bonitas pero llevan igual el café”, explica el paleontólogo.

 

 Estaremos al tanto..

 

 

 

 

Publicado enero 24, 2013 por astroblogspain en Uncategorized

El Cometa Ison, ya esta aqui….   Leave a comment

Astrónomos rusos han descubierto un nuevo súper cometa que se acercará al Sol en noviembre de 2013 y que será posible ver a simple vista hasta mediados de enero de 2014, ya que podría brillar aún más que la Luna llena. Se trata del cometa C/2012 S1 (ISON), llamado así en honor a sus descubridores, el equipo en la Red Internacional de Ciencia Óptica (ISON, por sus siglas en inglés).

 
Los rusos Vitali Nevski y Novichonok Artyom hallaron el cometa el 21 de septiembre a través de imágenes tomadas con un telescopio reflector de 40 centímetros, situado en Kislovodsk, Rusia. Pronto, otros observadores del cielo también lo tuvieron en su punto de mira y el Centro de Planetas Menores de la Unión Astronómica Internacional, en Cambridge, Massachusetts, anunció el lunes el hallazgo.
Según explica New Scientist, los astrónomos fueron capaces de rastrear la ruta del cometa y encontrar imágenes de la misma que se remontan a diciembre de 2011. Con esos datos, calcularon una órbita casi parabólica que dirige al cometa casi directamente hacia el Sol. La órbita del cometa también sugiere que es un recién llegado de la nube de Oort, el cinturón de objetos helados que rodea el Sistema Solar.


Trayectoria del Cometa ISON en el cielo de la mañana durante las primeras 2 semanas de Diciembre de 2013.

En la actualidad, ISON parece solo un puntito de luz sobre un fondo oscuro, porque se encuentra lejos, cerca de la órbita de Júpiter. Sin embargo, el 28 de noviembre de 2013 pasará a menos de 0’012 Unidades Astronómicas, A.U. por sus siglas en inglés, o 1’8 millones de kilómetros del Sol, según el Observatorio Remanzacco en Italia. Como no es más que una gigantesca bola de roca y hielo, corre el riesgo de comenzar a desintegrarse. Si sobrevive, el polvo helado liberado volverá su cola aún más brillante. Aunque es muy pronto para asegurarlo, ISON podría convertirse en uno de los objetos más brillantes de nuestro cielo nocturno y, quizás, en el cometa más brillante de la década. Incluso podría superar en brillo a la Luna llena. Sin embargo, los astrónomos advierten de que los cometas pueden ser impredecibles, así que solo el tiempo dirá si ISON cumple con lo que se espera de él.

Ubicación actualEn la magnitud +18 en la constelación de Cancer, el cometa está lejos y no se ve mucho. Lo que hace este descubrimiento especialmente interesante, sin embargo, es su relativamente gran distancia junto con su interesante geometría orbital cerca del perihelio (el punto en el cual está más cerca al Sol) en Nov. 2013.

ISON está actualmante solo a 6’6 unidades astronomicas desde la Tierra. En comparación, Hale-Bopp estuvo a 7’2 A.U. Júpiter y Saturno tienen sus semi-mayores ejes a 5.2 y 9.5 A.U.s, respectivamente.

¿Qué sucederá?

¿Cómo de brillante será? Bien, los cometas son béstias notoriamente volubles. Solo hay que echar una mirada atrás al Cometa Kohoutek en 1973 para ver un gran cometa que no cuajó. Otros cometas como Ikeya-Seki en 1965 y el Cometa Lovejoy a principios de este año, alcanzaron el rango de Grandes Cometas.

Hay mucha especulación sobre si ISON sobrevivirá al paso de su perihelio el 28 de Noviembre de 2013. En estas fechas pasará a 1’8 millones de kilómetros del Sol. Teniendo en cuenta, que el Sol mismo tiene 1’4 milliones de kilómetros de diámetro, el cometa entero podría fundirse lejos.

Pero hay un precedente: el Cometa Kreutz sungrazer Lovejoy pasó a solo 145000 kilómetros sobre la fotoesfera y sobrevivió convirtiéndose en un gran cometa iluminado al principio de 2012.

Como mencionamos antes, ISON tiene una órbita casi parabólica, lo que sugiere que sea un recién llegado visitante al interior del sistema solar proveniente de la Nube de Oort. Esto también es un buen augurio de que posea un núcleo activo y energético.Otro dato interesante, es que también pasará a menos de 0’1 A.U. de Marte a finales de Septiembre de 2013, haciendo posible que lo capte el Mars Curiosity. Que sepamos, nunca antes se había visto una imagen de un cometa desde la superficie de otro mundo.

 
 

¿Que brillo puede llegar a alcanzar? Algunos hablan de -7 en el perihelio (difícilmente observable en ese momento, por su proximidad al Sol), mientras que otros, más optimistas, llegan a hablar de -10.

En cualquier caso, el mejor momento para su observación llegará tras el perihelio, cuando el cometa comience a ser visible al atardecer (el hemisferio norte lo tendrá mejor esta vez) y tengamos ocasión, quizá, de ver algo así:

C/2012 S1 (ISON) a principios de diciembre de 2013

Astrobob comenta en su página que la órbita de este cometa recuerda a la del Gran Cometa de 1680, cometa que fue observado por Newton y que resultó ser un espectáculo maravilloso. De todas formas, aquel cometa tenía una órbita algo más cercana al Sol, pues se acercó a tan solo 200 000 km.

Leonid Elenin, descubridor del cometa C 2010 X1 Elenin destruido por una llamarada solar en 2011, dice que este nuevo cometa podría sufrir un similar destino en noviembre 2013.

Existe también otro cometa muy brillante que pasará el próximo año, el cometa, C/2011 L4 PANSTARRS, que se cree mostrará su cola muy luminosa en el mes de abril, con una magnitud 1,2 o superior, cercano al valor más brillante. El cometa Panstarrs tiene un perihelio muy similar al cometa Elenin.

El astrónomo Elenin estima que el nuevo cometa ISON podría a ser aún más luminoso, el más brillante del decenio.

A medida que el cometa se aproxime, el calor del Sol evaporará el hielo en su masa, creando lo que podría ser una espectacular cola que será visible durante la noche en la Tierra sin necesidad de telescopios ni binoculares desde octubre de 2013 a enero de 2014.

Y antes para la primavera, tambien tendremos un gran cometa…..

Se acerca un cometa, el C/2011 L4,  que los astrónomos predicen será visible a simple vista a principios de 2013 llegando a ser más brillante que Venus, informa el Instituto de Astronomía de la Universidad de Hawái.

Fue descubierto por los astrónomos Richard Wainscoat y Marco Michelicon en el telescopio Pan STARRS en Mauna Kea de Hawái, por lo que recibió el nombre C/2011 L4 (Panstarrs).

Según la órbita preliminar, el cometa se acercará a unos 45 millones de kilómetros de distancia, es decir similar a la distancia  Tierra – Mercurio y no representaría algún peligro.

Richard Wainscoat, señala que “viene en una órbita cercana a la parabólica, lo que significa que ésta puede ser la primera vez que se acerca al Sol, y tal vez nunca regrese”.

Wainscoat y Micheli descubrieron el cometa entre el 5 y 6 de junio 2011, cuando el cometa Panstarrs viajaba a 1,2 millones de km de distancia de la Tierra. Hoy el cometa está cerca de 4 veces la distancia entre Tierra y Sol, es decir unos 600 millones de kilómetros.

En noviembre y diciembre su vista en el cielo será cerca del Sol por lo que es peligroso intentar descubrirlo, pero en los siguientes meses será todo un espectáculo, y sin necesidad de telescopios.

La inclinación de su viaje no permitirá ver su cola durante su mayor acercamiento de marzo pero en las siguientes semanas la visión irá aumentando.

En marzo 2013 se la observará en el bajo horizonte cerca de la Luna con un espectáculo que según Meteo Web promete ser mejor que la reunión de Venus y Saturno del mes pasado.

En abril se acerca a Andrómeda, y en la mitad del mes será visible toda la noche en las latitudes septentrionales.

A fin de abril atravesará la gran constelación Cassiopea, que tiene la forma de una W.

Durante los próximos meses, los astrónomos continuarán estudiando el cometa, lo que permitirá mejorar las predicciones de lo brillante que finalmente van a recibir, señalaron los descubridores de Panstarrs y el equipo de Hawái.

La predicción del brillo de los cometas es muy difícil, explican, y numerosos de los últimos cometas no alcanzaron el brillo esperado.

La dificultad radica en que no se sabe qué cantidad de hielo que contienen. La sublimación del hielo, o mejor dicho la conversión de sólido a gas, es la fuente de la actividad cometaria, y un importante contribuyente a la eventual luminosidad de un cometa.

Las predicciones de brillo más precisas, serán posible en el momento que el cometa se vuelva más activo, cuando se acerca al sol, y los astrónomos tengan una mejor idea de cuan helado viene.

C/2011 L4 (Panstarrs) probablemente se originó en la nube de Oort, una nube de objetos cósmicos situada en el lejano sistema solar exterior. Probablemente fue perturbado por la gravedad de alguna  estrella que la envió en un largo viaje hacia el Sol”, señalan los astrónomos.

Los investigadores creen que Panstarrs ofrecerá una oportunidad  a los astrónomos de ver material remanente de la formación temprana del Sistema Solar.

“El cometa fue encontrado mientras los astrónomos buscaban en el cielo asteroides potencialmente peligrosos de los que algún día podrían chocar con la Tierra”, informa el Instituto de Astronomía de Hawái.

 
 
Astrónomos inician el año nuevo 2013 con la vista De los 4 cometas visibles con telescopio en los cielos nocturnos de enero: el cometa K5 Linear,
 el cometa L4 Panstarrs , el cometa F6 Lemmon, y el supercometa Ison, para finales de año.
Entre ellos el cometa C/2011 L4 Panstarrs y el cometa C/2012 F6 Lemmon serán visibles a simple vista desde febrero.
 
Cometa K5 Linear
El cometa C/2012 K5 Linear tiene su mejor visión en enero de 2013. 
Su punto más cercano al Sol lo vivió el 28 de noviembre de 2012. 
Ahora y durante enero de 2013 se dirige hacia el Sur, viajando unos dos grados al día, desde la Constelación de Auriga hasta la Constelación Eridanus 
por lo que se observa mejor desde el hemisferio austral.
Al inicio del mes está en Auriga no muy lejos de la estrella Beta, con una magnitud 8, (donde 0 para los astrónomos, es la visión más luminosa).
En el hemisferio norte se lo ve muy bajo sobre el horizonte después de anochecer. En la tarde del día 3 de enero 2013, estará a un grado al noreste
 del cúmulo estelar M36, y el 6 de enero, estará cerca del cúmulo estelar 
NGC 1746 en Tauro.
El día 8 la vista del cometa desciende a magnitud 9, encontrándose aproximadamente a 4 grados Este de la estrella Aldebarán de Tauro.
Desde el día 19 comienza a interferir la luz de la Luna y la magnitud del cometa desciende a 10 mientras se ubica en Eridanus.
 
Cometa L4 Panstarrs
El cometa C/2011 L4 Panstarrs, promete tener una magnitud 0 en marzo.
 Ahora está oculto tras del Sol desde octubre, pero se espera que estas noches irrumpa los cielos nocturnos con magnitud 8 en la cola de la Constelación de Escorpión antes del amanecer.
El astrónomo Michael Mattiazzo dice que tiene dudas respecto Panstarrs, a pesar de que algunos astrónomos anuncian que podrá ser tan luminoso como Venus.
“Tengo reservas sobre este cometa, ya que es su primer viaje a través del Sistema Solar interior”, aclara Mattiazzo en su informe.
“Si la predicción se mantiene, dará brillo de magnitud 7 a mediados de enero, cuando entre en la Corona Australis y magnitud 5,5 a fin de mes”, 
agrega el astrónomo.
El astrónomo espera que sea visible a simple vista desde la segunda 
semana de febrero.
 
Cometa F6 Lemmon
El cometa C/2012 F6 Lemmon “será un paquete de sorpresa”, destaca Mattiazzo en su reporte. Fue descubierto el 17 de septiembre 2012 por el astrónomo R.A. Kowalski desde el observatorio Mount Lemmon.
Tiene una gran orbita de un período de 11.000 años y no se trata de un cometa que visita la Tierra por primera vez. 
Su perihelio o punto más cercano al Sol será el 24 de marzo.
Tenía una magnitud 19 el 3 de septiembre y a mediados de diciembre estaba 
con magnitud 10. Se cree que a esta velocidad de luminosidad, quizás alcance una inesperada magnitud visible a simple vista en marzo, al mismo tiempo
 y en los alrededores de Panstarrs.
Para el astrónomo, el hecho de que no sea un cometa que nos visita por primera vez, podría explicar esta creciente luminosidad.
El 1 de enero se encuentra en magnitud 8 en la Constelación de Centaurus, cerca de la Constelación Hidra. 
Se lo puede ver más fácilmente después de la media noche.
Viajará hacia el Sur más de un grado por noche hasta llegar a una magnitud 7, el 17 de enero. Estará a un grado de Gamma Crucis. 
Luego la Luna comenzará a interferir, pero se verá mejor
 en la mañana antes del amanecer.
Al inicio de febrero el cometa Lemmon estará a punto de ser visible a simple vista en el cielo más austral a pocos grados del polo sur
 
Y Despues Isom…..
 
 
 

Los cometas son cuerpos celestes constituidos por hielo, polvo y rocas que orbitan alrededor del Sol siguiendo diferentes trayectorias elípticas, parabólicas o hiperbólicas. Los cometas, junto con los asteroides, planetas y satélites, forman parte del Sistema Solar. La mayoría de estos cuerpos celestes describen órbitas elípticas de gran excentricidad, lo que produce su acercamiento al Sol con un período considerable. A diferencia de los asteroides, los cometas son cuerpos sólidos compuestos de materiales que se subliman en las cercanías del Sol. A gran distancia (a partir de 5-10 UA) desarrollan una atmósfera que envuelve al núcleo, llamada coma o cabellera. Esta coma está formada por gas y polvo. Conforme el cometa se acerca al Sol, el viento solar azota la coma y se genera la cola característica. La cola está formada por polvo y el gas de la coma ionizado.

Fue después del invento del telescopio cuando los astrónomos comenzaron a estudiar a los cometas con más detalle, advirtiendo entonces que la mayoría de estos tienen apariciones periódicas. Edmund Halley fue el primero en darse cuenta de esto y pronosticó en 1705 la aparición del cometa Halley en 1758, para el cual calculó que tenía un periodo de 76 años. Sin embargo, murió antes de comprobar su predicción. Debido a su pequeño tamaño y órbita muy alargada, solo es posible ver los cometas cuando están cerca del Sol y por un periodo corto de tiempo.

Los cometas son generalmente descubiertos visual o fotográficamente usando telescopios de campo ancho u otros medios de magnificación óptica, tales como los binoculares. Sin embargo, aun sin acceso a un equipo óptico, es posible descubrir un cometa rasante solar en línea si se dispone de una computadora y conexión a Internet. En los años recientes, el Observatorio Rasante Virtual de David (David J. Evans) (DVSO) le ha permitido a muchos astrónomos aficionados de todo el mundo descubrir nuevos cometas en línea (frecuentemente en tiempo real) usando las últimas imágenes del Telescopio Espacial SOHO

Los cometas provienen principalmente de dos lugares, la Nube de Oort, situada entre 50.000 y 100.000 UA del Sol, y el Cinturón de Kuiper, localizado más allá de la órbita de Neptuno.

Se cree que los cometas de largo periodo tienen su origen en la Nube de Oort, que lleva el nombre del astrónomo Jan Hendrik Oort. Esto significa que muchos de los cometas que se acercan al Sol siguen órbitas elípticas tan alargadas que sólo regresan al cabo de miles de años. Cuando alguna estrella pasa muy cerca del Sistema Solar, las órbitas de los cometas de la Nube de Oort se ven perturbadas: algunos salen despedidos fuera del Sistema Solar, pero otros acortan sus órbitas. Para explicar el origen de los cometas de corto periodo, como el Halley, Gerard Kuiper propuso la existencia de un cinturón de cometas situados más allá de Neptuno, el Cinturón de Kuiper.

Las órbitas de los cometas están cambiando constantemente: sus orígenes están en el sistema solar exterior, y tienen la propensión a ser altamente afectados (o perturbados) por acercamientos relativos a los planetas mayores. Algunos son movidos a órbitas muy cercanas al Sol (a ras del césped solar) que los destruyen cuando se aproximan, mientras que otros son enviados fuera del sistema solar para siempre.

Se cree que la mayoría de los cometas se originan en la Nube de Oort, a enormes distancias del Sol, y que consisten de restos de la condensación de la nébula solar; los extremos exteriores de esa nébula están lo suficientemente fríos para que el agua exista en estado sólido (más que gaseoso). Los asteroides se originan por la vía de un proceso distinto, empero, los cometas muy viejos han perdido todos sus materiales volátiles y pueden devenir en algo muy parecido a los asteroides.

Si su órbita es elíptica y de período largo o muy largo, proviene de la hipotética Nube de Oort, pero si su órbita es de período corto o medio-corto, proviene del cinturón de Edgeworth-Kuiper, a pesar de que hay excepciones como la del Halley, con un período de 76 años (corto) que proviene de la Nube de Oort.

Los cometas están compuestos de agua, hielo seco, amoníaco, metano, hierro, magnesio, sodio y silicatos. Debido a las bajas temperaturas de los lugares donde se hallan, estas sustancias que componen al cometa se encuentran congeladas. Llegan a tener diámetros de algunas decenas de kilómetros. Algunas investigaciones apuntan que los materiales que componen los cometas son materia orgánica que son determinantes para la vida, y que esto dio lugar para que en la temprana formación de los planetas estos impactaran contra la tierra y dieran origen a los seres vivos.

Cuando se descubre un cometa se ve aparecer como un punto luminoso, con un movimiento perceptible del fondo de estrellas, llamadas fijas. Lo primero que se ve es el núcleo o coma. Luego, cuando el astro se acerca más al Sol, comienza a desarrollar lo que conocemos como la cola del cometa, que le confiere un aspecto fantástico.

Al acercarse al Sol, el núcleo se calienta y el hielo sublima, pasando directamente al estado gaseoso. Los gases del cometa se proyectan hacia atrás, lo que motiva la formación de la cola apunta en dirección opuesta al Sol y extendiéndose millones de kilómetros.

Los cometas presentan diferentes tipos de colas. Las más comunes son la de polvo y la de gas. La cola de gas se dirige siempre en el sentido perfectamente contrario al de la luz del Sol, mientras que la cola de polvo retiene parte de la inercia orbital, alineándose entre la cola principal y la trayectoria del cometa. El choque de los fotones que recibe el cometa como una lluvia, aparte de calor, aportan luz, siendo visible al ejercer el cometa de pantalla; reflejando así cada partícula de polvo la luz solar. En el cometa Hale-Bopp se descubrió un tercer tipo de cola compuesta por iones de sodio.

El Hale-Bopp

File:Halebopp031197.jpg

Las colas de los cometas llegan a extenderse de forma considerable, alcanzando millones de kilómetros. En el caso del cometa 1P/Halley, en su aparición de 1910, la cola llegó a medir cerca de 30 millones de kilómetros, un quinto de la distancia de la Tierra al Sol. Cada vez que un cometa pasa cerca del Sol se desgasta, debido a que el material que va perdiendo ya nunca es repuesto. Se espera que, en promedio, un cometa pase unas 2 mil veces cerca del Sol antes de sublimarse completamente. A lo largo de la trayectoria de un cometa, éste va dejando grandes cantidades de pequeños fragmentos de material.

Cuando la Tierra atraviesa la órbita de un cometa, estos fragmentos penetran en la atmósfera en forma de estrellas fugaces o también llamadas lluvia de meteoros. En mayo y octubre se pueden observar las lluvias de meteoros producidas por el material del cometa Halley: las eta Acuáridas y las Oriónidas.

Los astrónomos sugieren que los cometas retienen, en forma de hielo y polvo, la composición de la nebulosa primitiva con que se formó el Sistema Solar y de la cual se condensaron luego los planetas y sus lunas. Por esta razón el estudio de los cometas puede dar indicios de las características de aquella nube primordial

No se estableció definidamente hasta en el siglo XVI si los cometas eran fenómenos atmosféricos u objetos interplanetarios, periodo en que Tycho Brahe realizó estudios que revelaron que éstos debían provenir fuera de la atmósfera terrestre. Luego, en el siglo XVII, Edmund Halley utilizó la teoría de la gravitación, desarrollada por Isaac Newton, para intentar calcular el número de órbitas en los cometas, permitiéndole descubrir que uno de ellos volvía a la cercanía del sol cada 76 ó 77 años aproximadamente. Pronto, éste comenzó a llamarse cometa Halley, y de fuentes antiguas se sabe que ha sido observado por humanos desde el año 66 a. C.

El segundo cometa al que se le descubrió una órbita periódica fue el cometa Encke, en 1821. Como el cometa de Halley, tuvo el nombre de su calculador, el matemático y físico alemán Johann Encke, que descubrió que era un cometa periódico. El cometa de Encke tiene el más corto periodo de un cometa, solamente 3.3 años, y por consecuencia éste tiene el mayor número de apariciones registradas. Fue también el primer cometa cuya órbita era influida por fuerzas que no eran del tipo gravitacional. A pesar de todo, ahora es un cometa muy tenue para ser visible a simple vista, pudo haber sido un cometa brillante algunos miles de años atrás, antes que su superficie de hielo fuera evaporada. Sin embargo, no se ha sabido si ha sido observado antes de 1786, pero análisis mejorados de su órbita temprana sugieren que corresponde a observaciones mencionadas en fuentes antiguas.

No fue hasta el periodo de la era espacial en que la composición de los cometas fue probada. A principios del Siglo XIX, un matemático alemán, Friedrich Bessel originó la teoría de que había objetos sólidos en estado de vaporación: del estudio de su brillosidad, Bessel expuso que los movimientos no-gravitacionales del cometa Encke fueron causados por fuerzas de chorro creadas como material evaporado de la superficie del objeto. Esta idea fue olvidada por más de cien años, y luego Fred Lawrence Whipple independientemente propuso la misma idea en 1950. Para Whipple un cometa es un núcleo rocoso mezclado con hielo y gases es decir utilizando su terminología una bola de nieve sucia. El modelo propuesto por ambos pronto comenzó a ser aceptado por la comunidad científica. Fue confirmado cuando una armada de vehículos espaciales voló a través de la nube luminosa de partículas que rodeaban el núcleo congelado del cometa Halley en 1986 para fotografiar el núcleo y observaron los chorros de material que se evaporaba. Luego, la sonda Deep Space 1 voló cerca del cometa Borrelly el 21 de septiembre de 2001, confirmando que las características del Halley son comunes en otros cometas también

En las designaciones, el prefijo “P/” señala a los cometas periódicos y el “C/” a los cometas no periódicos. Para la IAU, un cometa periódico es aquel que tiene un período menor de 200 años. A partir de 1995, se adopta la estructura de la letra mayúscula para identificar la quincena del año cuando se produce el descubrimiento, seguido de un número, que identifica el orden de descubrimiento. Así, por ejemplo se tiene: [2]

  • C/2001 Q4: El cuarto cometa descubierto en la quincena del 16 al 31 de Agosto del año 2001.
  • C/2002 W17: el cometa número 17 descubierto la quincena del 16 al 30 de noviembre del año 2002.

Seguiremos informando….

Publicado enero 16, 2013 por astroblogspain en Uncategorized

El fin del Mundo ahora si???   1 comment

Pues de momento parece que no, pero, la noticia, es ,muy preocupante. y mantiene en vilo a todos los Astronomos y astrofisicos del Mundo…..

abc.es / madrid
Día 02/01/2013 – 18.57h
 
Un descomunal chorro de Energia, nace del centro de la Galaxia.
 
Estos «géiseres» de partículas ocupan más de la mitad del cielo y tienen un millón de veces la energía de una estrella en explosión…
La imagen es Impresionante…..
 

Descomunales chorros de partículas cargadas procedentes del centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, que se extienden a más de la mitad del cielo y se mueven a velocidades supersónicas, han sido detectados por el radiotelescopio Parkes. Las observaciones recientes del fenómeno, descritas en el último número de la revista Nature, han sido realizadas por un equipo de astrónomos de Australia, EE.UU., Italia y los Países Bajos.

El 64-m CSIRO radiotelescopio Parkes ha detectado enormes flujos de partículas cargadas procedentes del centro de la galaxia, que se extienden a más de la mitad del cielo. De acuerdo con las “burbujas Fermi”, detectadas en 2010,

«La cantidad de energía de estos chorros es increíble, alrededor de un millón de veces superior a la explosión de una supernova», afirma Lister Staveley-Smith, profesor de la Universidad de Western Australia y coautor del estudio.

De arriba a abajo, las salidas se extienden 50.000 años luz fuera del plano galáctico. Eso es igual a la mitad del diámetro de nuestra galaxia, que en total mide 100.000 años luz, un trillón de kilómetros. «Nuestro Sistema Solar se encuentra a unos 30.000 años luz del centro de la galaxia, pero estamos perfectamente seguros porque los chorros se mueven en una dirección diferente a la nuestra», explica Staveley-Smith, si se movieran en nuestra dirección, la vida en la tierra desapareceria de un plumazo..

Visto desde la Tierra, pero invisible para el ojo humano, los chorros se extienden alrededor de dos terceras partes a través del cielo de horizonte a horizonte. Coinciden con regiones previamente identificadas de emisión de rayos gamma detectadas por el telescopio espacial Fermi (entonces llamadas «burbujas de Fermi») y la «nube» de emisión de microondas descubierta por la Sonda de Anisotropía de Microondas Wilkinson (WMAP) y el telescopio espacial Planck. Estas observaciones, sumadas a las del Parkes, permite a los científicos comprender cómo se alimentan estos enormes «géiseres» galácticos.

Generaciones de estrellas

Anteriormente, no estaba claro si se trataba de una actividad parecida a la de un quasar producida por el agujero negro supermasivo de nuestra galaxia o una formación estelar. Los recientes hallazgos muestran que el fenómeno ha sido impulsado por muchas generaciones de estrellas formándose y explotando en el centro de la galaxia en los últimos cien millones de años.

Otros análisis de las propiedades de polarización y los campos magnéticos de los flujos de salida también nos pueden ayudar a responder a una de las grandes preguntas de la astronomía acerca de nuestra galaxia: cómo se genera y mantiene un campo magnético. Los investigadores creen que esta radiación juega un papel importante en la generación del campo magnético global.

 

Esta por supuesto ¿Pero cuanta energía esta moviendo algo de tan enorme a tan altas velocidades? La cifra estimada es el equivalente a 1.000.000 de Supernovas. Como ejemplo para entener mejor semejante cifra podemos imaginar toda la energía emitida por el Sol en un segundo, que sería suficiente para alimentar nuestra actual civilización durante 1 Millón de años. La multiplicamos por 31.5 Millones, que son los segundos que tiene un año, y el resultado lo volvemos a multiplicar, en esta ocasión por 10.000 Millones, que son los años estimados de vida total de nuestra estrella.

El resultado sería una cífra asombrosa…pero que representaría solo el 1% de la energía emitida por una sola Supernova, que al mismo tiempo sería solo una millonésima parte de la que está moviendo estos chorros de material. Estamos hablando de escalas que resultan casi imposible de asimilar por la mente humana, pero que se refiere a algo que esta ocurriendo relativamente cerca de nosotros, cubriendo buena parte de nuestro firmamento con una luz que está más allá de nuestra comprensión.

¿Cual es el origen de semejantes monstruos? Durante mucho tiempo se pensó que este podría estar en el agujero negro que sabemos se encuentra en el centro mismo de la Vía Láctea, pero estas nuevas observaciones apoyan otra respuesta…la compacta y poblada zona central de la Galaxia es escenario de una intensa actividad de formación estelar, y por eso mismo escenario de numerosas Supernovas, muchas veces ocultas de nosotros por las nubes de gas y polvo que llenan esta zona central. El gas expulsado por ellas está magnetizado, por lo que es atrapado por el intenso campo magnético que rodea las zonas centrales de la Vía Láctea, que lo impulsa hacia el exterior…

Lo misma irregular estructura de estos géisers, que indican que están alimentados por episodios puntuales, no por un proceso permanente, apoyan esta idea, demostrando además que existe intenso flujo de energía y campos magnéticos, desde el corazón galáctico hacia el exterior, el llamado Halo Galáctico, hasta ahora considerado un lugar relativamente tranquilo.

Dejando de lado los mecanismos concretos que mueven estas inmensas estructuras, cuyos secretos se seguirán estudiando, la imagen ahora presentada es un recordatorio de que hasta que punto el Universo que tenemos ante nuestros ojos solo refleja una mínima fracción de la realidad, y que fuerzas inconmensurables se manifiestan ante nosotros sin que nos demos cuenta, invisibles a todo lo que no sea la más avanzada tecnología.

La combinación de imágenes en luz visible y radio permiten observar los enormes géisers que surgen desde el corazón galáctico, un flujo de materia y energía que llena una parte importante de nuestro firmamento sin que nuestros ojos puedan apreciarlo.

 

es la versión oficial y sin censura…..como esos chorros toquen el espacio cercano al grupo local de estrellas cercanas…..Se acabo….

 

El centro galáctico es el centro de rotación de nuestra galaxia, la Vía Láctea. En 1985 la Unión Astronómica Internacional adopto la distancia a 8.5 kiloparsecs del Sol. Sin embargo, investigaciones recientes han sugerido distancias menores a esta. Está en dirección de las constelaciones Sagitario, Ofiuco y Escorpio, donde la Vía Láctea parece más brillante.

Se dice que hay un agujero negro supermasivo en el centro de la Vía Láctea.

Debido a que el polvo interestelar bloquea nuestra línea de visión hacia el centro de la galaxia, éste no puede ser estudiado mediante el espectro visible, el ultravioleta o por rayos X de baja potencia. En consecuencia, la información que actualmente se posee sobre el centro galáctico proviene de observaciones realizadas por rayos gamma, infrarrojos, observaciones de longitudes de onda submilimetrales, ondas de radio o rayos X de alta potencia.

Las coordenadas del centro galáctico fueron encontradas por primera vez por Harlow Shapley en el estudio que realizó en 1918 acerca de la distribución de los cúmulos globulares. En el sistema de coordenadas ecuatoriales las coordenadas son: AR 17h45m40.04s, Dec -29° 00′ 28.1″ (época J2000).

La radiofuente Sagitario A parece estar ubicada casi exactamente en el centro galáctico, y contiene una potente y compacta fuente de ondas de radio, Sagitario A*, la que podría ser un agujero negro supermasivo ubicado en el centro de la Vía Láctea.

Es de suponer que el disco de acreción gaseoso está emitiendo suficiente energía para alimentar la fuente de estas poderosas ondas. Un estudio de 2008 realizado con radiotelescopios en Hawaii, Arizona y California (VLBI) reveló que, en promedio, el diámetro de Sagitario A* alcanza las 0,3 UA (unos 44 millones de kilómetros), bastante más grande de lo que mediría el agujero negro. Este último sería demasiado pequeño para ser visible con la instrumentación disponible actualmente.

En diciembre de 2008, científicos del Instituto Max Planck de Física Extraterrestre en Alemania anunciaron que lograron confirmar la existencia del agujero negro supermasivo en el centro de la galaxía, mediante el uso de telescopios chilenos. El agujero negro en cuestión tendría una masa equivalente a cuatro millones de masas solares

 

 

El pársec central alrededor de Sagitario A* contiene miles de estrellas. Aunque muchas de ellas son viejas estrellas rojas de la secuencia principal, el centro galáctico es también rico en estrellas masivas. Más de 100 estrellas OB y Wolf-Rayet han sido identificadas hasta ahora. Éstas parecen haberse formado en un solo evento de formación estelar hace algunos millones de años.

Sagitario A* (abreviado como Sgr A*) es una fuente de radio muy compacta y brillante en el centro de la Vía Láctea que forma parte de una estructura mayor llamada Sagitario A.

En octubre de 2002, un equipo internacional liderado por Rainer Schödel del Instituto Max Planck para Física Extraterrestre notificaron la observación del movimiento de la estrella S2 cercana a Sagitario A* durante un período de 10 años, y obtuvieron evidencia de que Sagitario A* es un objeto compacto muy masivo.[1] Examinando la órbita de S2 determinaron que la masa de Sagitario A* es de 2,6 ± 0,2 millones de veces la masa solar, confinada en un volumen no mayor de 120 UA. Observaciones posteriores determinaron que la masa del objeto es del orden de 3,7 millones de veces la masa solar en un radio no mayor de 45 UA y su distancia al planeta Tierra es de 27.000 años luz.

Apoyado por fuertes evidencias, esto es compatible con la hipótesis de que Sagitario A* está asociada con un agujero negro supermasivo, si bien lo que es visible no es el propio agujero negro. Las ondas de radio e infrarrojo detectadas provienen del gas y polvo calentado a millones de grados en su caída hacia el agujero negro. Este último tan sólo emite radiación de Hawking a una baja temperatura del orden de 10-14 K.

File:Gcle.jpg

File:Pointing X-ray Eyes at our Resident Supermassive Black Hole.jpg

Sagitario A Este (abreviado como Sgr A E) designa un resto de supernova, situado en la constelación del Sagitario (coordenadas J2000: ascensión recta 17h 45m 47s; declinación -29° 04′ 36,43″) localizado cerca del centro de nuestra galaxia, en la fuente de radio Sagitario A.

El Observatorio de rayos X Chandra ha encontrado gas caliente concentrado en la envoltura de Sgr A E. Este gas está enriquecido en elementos pesados, con cuatro veces más calcio y hierro que el Sol, confirmando la condición de remanente de supernova de este objeto.[1]

Dado que sería necesario un evento entre 50 y 100 veces más energético que una supernova común para crear una estructura con el tamaño y la energía de Sagitario A Este, se ha sugerido que fue creado por una estrella que explotó debido a una fuerte compresión causada por haberse acercado demasiado a Sgr A*.

La proximidad de Sgr A E al agujero negro del centro galáctico lo hace especialmente interesante. El estudio de la asociación entre Sgr A E y Sgr A* se espera que sirva para conocer la relación entre restos de supernovas y agujeros negros en el resto del universo.

Sagitario A Oeste (abreviado como Sgr A W) designa una región de hidrógeno ionizado situada en la constelación de Sagitario (coordenadas J2000: ascensión recta 17h 45m 39,4s; declinación -29° 00′ 24″) localizada cerca del centro de nuestra galaxia, en la fuente de radio Sagitario A.

Sagitario A Oeste posee una estructura en espiral y los gases ionizados parecen caer hacia su centro. Cerca de este centro se encuentra Sagitario A*, un objeto extremadamente compacto que se piensa que es un agujero negro supermasivo o una “superestrella”.

La existencia de estas relativamente jóvenes estrellas (aunque evolucionadas) sorprendieron a los expertos, quienes esperaban que la fuerza de marea del agujero negro central no permitiera que esto sucediese. Esta paradoja, conocida como la paradoja de la juventud, es aún más remarcable para las estrellas que mantienen órbitas muy cercanas con Sagitario A*, como S2.

Algunas de las explicaciones existentes para esta paradoja dicen que estas estrellas se formaron en un masivo cúmulo estelar fuera del centro galáctico para luego llegar, ya formadas, donde están actualmente. Otra explicación sugiere que las estrellas se formaron en un masivo y compacto disco de acreción de gas cerca del agujero negro central.

Es interesante notar que muchas de estas 100 o más estrellas parecen estar concentradas en uno o dos discos (de acuerdo a los grupos de astronomía de la UCLA y el MPE respectivamente), en vez de estar distribuidas aleatoriamente en el pársec central. Sin embargo, éstas observaciones no permiten obtener, hasta el momento, conclusiones definitivas respecto a este punto.

El pársec o parsec (símbolo pc) es una unidad de longitud utilizada en astronomía. Su nombre se deriva del inglés parallax of one arc second (paralaje de un segundo de arco o arcosegundo).

En sentido estricto pársec se define como la distancia a la que una unidad astronómica (ua) subtiende un ángulo de un segundo de arco (1″). En otras palabras, una estrella dista un pársec si su paralaje es igual a 1 segundo de arco.

De la definición resulta que:

1 pársec = 206.265 ua = 3,2616 años luz = 3,0857 × 1016 m
 

La separación básica que usan los astrónomos para determinar la paralaje de las estrellas es el radio de la órbita de la Tierra. La paralaje se mide en segundos de arco (60 segundos de arco = 1 minuto de arco; 60 minutos de arco = 1 grado). Se basa en el método de la paralaje trigonométrica, el más antiguo y extendido para determinar la distancia a las estrellas.

  • La distancia entre el Sol y el centro de nuestra galaxia, la Vía Láctea, es igual a 8,5 kpc (8.500 pc): cerca de 30.000 años luz.

En un principio, se creía que actualmente no se están formando nuevas estrellas en el centro galáctico, aunque el disco circumnuclear de gas molecular que orbita el centro de la galaxia a unos dos pársecs de distancia pareciera ser un lugar favorable para que ocurran nuevas formaciones. Sin embargo, primero una investigación presentada en 2002 por los científicos Antony Stark y Chris Martin reveló que la densidad del gas en una región de 400 años luz alrededor del centro galáctico, concentrado en un anillo con varios millones de veces la masa del Sol, se acerca a la densidad crítica para la formación de nuevas estrellas, y finalmente estudios realizados con los telescopios de infrarrojos Spitzer y Herschel han acabado por mostrar la presencia de estrellas aún en formación en la región del centro galáctico., y además en el caso de éste último telescopio cómo tal anillo es comparable al existente en el centro de otras galaxias espirales barradas cómo NGC 1097, aunque con una forma elíptica (100 parsecs * 60 parsecs), inclinado 40 grados y un tanto deformado, y perpendicular a los extremos de la barra de nuestra galaxia.

En consecuencia, Antony Stark y Chris Martin han predicho que en aproximadamente 200 millones de años habrá un episodio de brote estelar en el centro galáctico, lo que significa que se crearán rápidamente muchas estrellas, produciendo allí además una tasa de supernovas cientos de veces la actual. El brote estelar puede estar acompañado también de jets galácticos cuando la materia resultante caiga en el agujero negro central. Actualmente, se cree que se producen regularmente episodios de brotes estelares cada 500 millones de años en la Vía Láctea.

 Si, una noche cualquiera, lejos de una ciudad, miras hacia la Constelación de Sagitario, estarás mirando hacia el centro de nuestra Galaxia (llamada Vía Láctea). La banda blanquecina que cruza el cielo de un extremo a otro es la luz de miles de millones de estrellas del plano de nuestra Galaxia. Por ello esta banda blanquecina también se llama Vía Láctea. Obviamente esta banda pasa por la Constelación de Sagitario. Viendo Sagitario y esta banda podemos imaginar nuestra posición (la de nuestro cuerpo) respecto a la Galaxia. Podemos estimar así las coordenadas galácticas de cualquier objeto celeste que veamos. Por ejemplo, si algo está en dirección opuesta a Sagitario, su Longitud Galáctica será 180 grados. Si algún objeto celeste está cerca de la mancha blanquecina tendrá unos pocos grados de latitud galáctica. Con un poco de práctica se puede estimar con un error de unos 5 ó 10 grados la longitud y latitud galáctica de cualquier objeto celeste.

La Vía Láctea es la galaxia espiral en la que se encuentra el Sistema Solar y, por ende, la Tierra. Según las observaciones, posee una masa de 1012 masas solares y es una espiral barrada; con un diámetro medio de unos 100.000 años luz, estos son aproximadamente 1 trillón de km, se calcula que contiene entre 200 mil millones y 400 mil millones de estrellas. La distancia desde el Sol hasta el centro de la galaxia es de alrededor de 27.700 años luz (8.500 pc, es decir, el 55 por ciento del radio total galáctico). La Vía Láctea forma parte de un conjunto de unas cuarenta galaxias llamado Grupo Local, y es la segunda más grande y brillante tras la Galaxia de Andrómeda (aunque puede ser la más masiva, al mostrar un estudio reciente que nuestra galaxia es un 50% más masiva de lo que se creía anteriormente. ).

El nombre Vía Láctea proviene de la mitología griega y en latín significa camino de leche. Ésa es, en efecto, la apariencia de la banda de luz que rodea el firmamento, y así lo afirma la mitología griega, explicando que se trata de leche derramada del pecho de la diosa Hera. (Rubens representó la leyenda en su obra El nacimiento de la Vía Láctea). Sin embargo, ya en la Antigua Grecia un astrónomo sugirió que aquel haz blanco en el cielo era en realidad un conglomerado de muchísimas estrellas. Se trata de Demócrito (460 a. C. – 370 a. C.), quien sostuvo que dichas estrellas eran demasiado tenues individualmente para ser reconocidas a simple vista. Su idea, no obstante, no halló respaldo, y tan sólo hacia el año 1609 d. C., el astrónomo Galileo Galilei haría uso del telescopio para observar el cielo y constatar que Demócrito estaba en lo cierto, ya que adonde quiera que mirase, aquél se encontraba lleno de estrellas.

En la noche se ve como una borrosa banda de luz blanca alrededor de toda la esfera celeste. El fenómeno visual de la Vía Láctea se debe a estrellas y otros materiales que se hallan sobre el plano de la galaxia, como el gas interestelar. La Vía Láctea aparece más brillante en la dirección de la constelación de Sagitario, hacia el centro de la galaxia.

 

 

Estaremos atentos…….

 

Publicado enero 3, 2013 por astroblogspain en Uncategorized